El PSOE insta a diseñar políticas públicas que apliquen una discriminación positiva a los territorios despoblados

PSOE Vilas Cosculluela Sabés

La despoblación ha centrado la segunda y última jornada del tradicional encuentro de los socialistas altoaragoneses en Vilas del Turbón. En la última de las mesas redondas, se ha partido de la premisa de que debe reconocerse el problema de la despoblación como tal para poderlo resolver. “Las instituciones deben diseñar políticas públicas que apliquen una discriminación positiva a los territorios despoblados”, apuntaba el socialista Miguel Gracia, que también hacía hincapié en educar y formar a los niños y jóvenes para que conozcan el medio rural y sean conscientes de los peligros que supone la marcha de las personas de los pueblos.

El alcalde de Soria, Carlos Martínez indicaba que: “En primer lugar, para tiene que reforzarse y coordinarse con otras políticas comunitarias, adquirir mayor compromiso territorial y otorgar a los Estados fondos con un carácter finalista para territorios-problema muy específicos, sin que la propia Unión pierda su control”, señalaba.

En este sentido, los socialistas consideran vital que las administraciones locales, de forma directa o coordinados por comarcas y diputaciones, sean los gestores de estos fondos finalistas para proyectos concretos, con la implicación directa del Estado y de las comunidades autonómas. Los socialistas también reivindicaban hoy que cuando se efectúen análisis o se impulsen políticas o medidas destinadas al medio rural se tenga en cuenta a los ayuntamientos de los pequeños municipios.

Al mismo tiempo, apuntan como fundamental que en los indicadores que miden el desarrollo se incluyan otros parámetros para ajustarse a la realidad territorial como la pérdida de biodiversidad y sus consecuencias ambientales, la pérdida de cultura tradicional, la pérdida de patrimonio histórico, etc. y que en el demográfico se tengan en cuenta todas sus variables, como el envejecimiento poblacional. De este modo, deberíamos diseñar las políticas públicas basándonos en una discriminación positiva hacia los territorios despoblados.

Las Jornadas de Vilas del Turbón han reunido a más de 150 alcaldes y concejales socialistas altoaragoneses y han permitido debatir, entre otras cuestiones, sobre la coyuntura actual y los retos del Partido Socialista. En este sentido, concluían que lo primero es el proyecto del PSOE y, después, el conjunto de compañeros que han de conducir la próxima etapa. Los socialistas consideraban prioritario que su partido haga una reflexión profunda y serena, un debate que acabe en un proceso de refundación del partido, bien a través de una conferencia política, bien a través de un congreso.

Comentarios