El TSJA exige a la DGA un reparto equitativo de alumnos con necesidades de apoyo entre todos los colegios

clase aula alumnos estudiantes educación

El Tribunal Superior de Justicia de Aragón exige a la DGA la ejecución forzosa de la sentencia que da la razón a la AMYPA del Colegio Pío XII. Esta asociación de padres pide desde 2011 un reparto proporcional en los centros de los alumnos con necesidades específicas de apoyo educativo. Su queja radica en que el Pío XII tiene una mayor carga, y cada vez es más desigual, respecto al resto de colegios. Esto es algo que afecta a 30 colegios en todo Aragón, por lo que esta sentencia puede cambiar el proceso de escolarización para el futuro.

Una resolución que influye a todo Aragón, y que busca conseguir la igualdad en educación, y la mejora en la calidad del sistema, tanto para los alumnos que no requieren ninguna ayuda, como para los que la necesitan durante su formación.

Los alumnos con necesidades especiales de apoyo pueden ir desde un niño con dislexia, o trastorno de la atención, hasta otro que se incorpora tarde al sistema educativo, o con problemas socio familiares que dificultan su aprendizaje. El TSJA recuerda a la DGA que es de obligado cumplimiento esta sentencia, en todo Aragón, y que si no se hace, puede haber multas económicas e incluso exigir la responsabilidad penal a los responsables de esa materia, autoridades, funcionarios o agentes.

En 2011, la AMYPA presidida por Adela Laliena, fueron a la justicia, tras varios años de conversaciones con la DGA, que nunca llegaban a buen término, pidiendo una distribución equitativa de los alumnos con necesidades especiales. En 2014 el TSJA dio la razón a la AMYPA del Pío XII, pero el Gobierno de Aragón presentó recursos, y se siguió sin aplicar la sentencia. Con el cambio en Gobierno de Aragón, los nuevos responsables en educación retiraron los recursos, pero siguieron sin poner en práctica la ley. Ahora, la justicia exige la ejecución forzosa de la sentencia.

Comentarios