Reto conseguido para las cinco supervivientes de cáncer que han cruzado el atlántico en velero

Las tripulantes del Reto Pelayo Vida han logrado cruzar el Atlántico a bordo del Cannonball en 14 días. Carmen, Marian, Patricia, Susana y Yolanda, las cinco integrantes del reto, han llegado al puerto de Le Marín en la isla Martinica, después de 14 días de navegación. Una travesía que iniciaron en Tenerife el 16 de noviembre y que ha culminado en esta isla caribeña. Entre ellas Marian Santiago, Guardia Civil de Jaca que superó un cáncer de mama que le fue diagnosticado hace escasos 16 meses.

Atrás quedan noches de tormenta, cielos estrellados, guardias y días de trabajo en los que estas cinco mujeres han sabido superar este reto con el que han demostrado que después del cáncer hay mucha vida. Como recordarán estas cinco mujeres con vidas e historias diferentes, entre los 38 y los 57 años, tenían como factores en común haber superado un cáncer y aceptar el reto de vivir una aventura. Una aventura que ha estado llena de alegrías, sobresaltos, contratiempos y cansancio y que han sabido culminar felizmente cruzando el Atlántico a bordo del Cannonball. Se trata de un impresionante velero de 73 pies y 37 toneladas que ellas mismas han llevado siendo supervisadas en todo momento por el director de la expedición Diego Fructuoso y por Iago López -Marra que ha participado en los Juegos Olímpicos de Río. Además, durante la travesía les ha acompañado Alberto Francés, médico del Grupo Hospitalario Quirónsalud, servicio médico oficial del reto. Ahora después de unos días para reponerse de esta dura travesía, Carmen, Marian, Patricia, Susana y Yolanda realizarán su viaje de regreso a Madrid. Llegarán el lunes día 5 de diciembre a Madrid.

Ellas han sido las portavoces de miles de mujeres que en nuestro país son diagnosticadas de cáncer cada año y necesitan saber que pueden hacer frente a la enfermedad y salir fortalecidas para afrontar nuevos retos.

Comentarios