El mercado el automóvil modera su crecimiento en Huesca

Noviembre obtuvo de nuevo cifras positivas en las ventas del sector del automóvil en el Alto Aragón, con un ligero incremento del 4,90%. En el acumulado de los once primeros meses del año, el aumento en la provincia ha sido del 5,65%. En noviembre, se matricularon 385 turismos y todo terrenos, 18 más que en el mismo mes del año anterior. Y del 1 de enero al 30 de noviembre, se matricularon en la provincia 3.986 vehículos, frente a los 3.773 de 2015, lo que indica que la venta de vehículos continúa al alza.

De los 385 vehículos vendidos en noviembre en la provincia, 273 fueron para uso particular, con un incremento del 3,4%, puesto que el año pasado se habían vendido 264. Para empresas, se vendieron 105, frente a los 101 de noviembre de 2015, lo que supone un 4% más. Y en lo que es el acumulado de los once primeros meses, el incremento de venta de vehículos particulares se sitúa en un 7,6% más (2.600 frente a 2.416), mientras que la venta de vehículos de empresa vuelve a mostrar una cara positiva, aunque muy leve, con un 0,4% más (1.356 frente a 1.350).

En Aragón, el incremento en este pasado mes ha sido del 6,4%. Se han vendido 2.195 vehículos, mientras que en 2015 se vendieron 2.063. Las cifras en Zaragoza también han sido positivas, un 7,67% más, mientras que en Teruel se han matriculado un -1,9%.

Jaume Roura, presidente de la patronal de los concesionarios FACONAUTO, afirma que el mercado sigue acusando la falta de PIVE, que estaba aportando cerca del 10% de las matriculaciones antes de que llegara a su fin. Esta, según él, es la causa de que las ventas a particulares hayan crecido sólo ligeramente, aunque recuerda que noviembre de 2015 fue un mes excepcionalmente bueno para los concesionarios. Resaltaba que el mes ha ido como se esperaba, pero a costa del enorme esfuerzo promocional que han hecho marcas y concesionarios, que hicieron un descuento medio superior a los 4.000 euros por vehículo, muy vinculado a las fuertes campañas realizadas con motivo del Black Friday, que les permitió, en gran medida, salvar el mes.

Arancha Mur, Responsable Económica de ANFAC afirmaba también que el mercado de particulares sigue su ralentización tras la finalización del PIVE. El mercado de particulares mostró tasas medias de crecimiento del 9% hasta septiembre y para el último trimestre, con los resultados ya conocidos de octubre y noviembre, no se espera que éste pueda ser muy superior al 4%. Según el presidente de GANVAM, Juan Antonio Sánchez Torres, el año pasado por estas fechas las matriculaciones crecían del orden del 25%, casi tres veces más que ahora, movidas principalmente por el tirón de los particulares; ahora la fotografía ha cambiado y las ventas crecen a un ritmo del 11% y el motor de tracción está en las adquisiciones de empresas, y en el turismo. Sin PIVE, falta ese estímulo psicológico a la compra de coche en un entorno microeconómico que sacudido por el desempleo y la falta de dinero en el bolsillo, todavía no percibe la mejora de la macro.

Comentarios