El Museo de Huesca reabre la sala dedicada a la arqueología medieval

La sala dedicada al arte medieval, el Museo de Huesca, ha reabierto sus puertos, después de 20 años cerrada, y lo ha hecho renovando su discurso expositivo aportando una visión más actual de la época musulmana y cristiana durante el Medievo. Las obras llevadas a cabo por el Ministerio de Cultura durante el verano de 2016 han permitido recuperar, después de más de veinte años, el espacio de la Sala 4 del Museo de Huesca, que exhibe las colecciones alto-medievales, de gran interés por la importante presencia de la cultura material del Al-Andalus y la Edad Media cristiana.

Audio sin título

El Museo de Huesca presenta el proyecto de intervención artística “La leyenda en el imaginario” de los artistas aragoneses Lina Vila (Zaragoza, 1970) y Antonio Fernández Alvira (Huesca, 1977): Un jardín para Petronila, de Lina Vila y El último resplandor, de Antonio Fernández Alvira, en las Salas de Doña Petronila y de la Campana, respectivamente. A través de sus obras los artistas “han interpretado, cada uno desde su punto de vista, ese pasado medieval tan importante para la ciudad de Huesca y para la historia del museo”.

Si la artista Lina Vila ha ideado un “locus” medieval, conformado por 4 unidades, con acuarelas de 113 x 200 cm cada una en el que interpreta un jardín para doña Petronila, por su parte Fernández Alvira genera una instalación que nace del eco de la leyenda de la Campana de Huesca, tan atenta al periodo convulso que en la actualidad vivimos en el mundo, donde lo que se consideraba incuestionable se desmorona.

El director general de Cultura y Patrimonio del Gobierno de Aragón, Nacho Escuín, ha asistido a la reapertura, después de más de veinte años, de la Sala 4, dedicada a las colecciones alto-medievales. El museo ha aprovechado, también, para renovar su discurso expositivo aportando una visión más actual del Medievo. Para ello propone a los visitantes un nuevo recorrido en el que se incluyen las instalaciones de los artistas Antonio Fernández Alvira y Lina Vila.

Un espacio de transición hacia la sala 5, en la que se exhiben las colecciones de arte gótico y renacentista, y que va a permitir presentar al público las obras pertenecientes a la época musulmana y cristiana durante el Medievo de forma más coherente y comprensible.

Comentarios