La mejora de los protocolos principal conclusión en el Congreso Nacional de Seguridad en Montaña

Congreso Seguridad en Montaña

Los organizadores han comenzado a trabajar en dar una continuidad a este encuentro en el que han participado durante tres días en el Centro Cultural La Fajuala de la Panticosa, unas 120 personas, entre profesionales y aficionados a este medio.

Entre las conclusiones a las que se ha llegado se considera la necesidad de presencia de organismos oficiales en la Comisión Internacional por el rescate Alpino, ICAR, que representen al estado español. Mejora de la divulgación de la información y de la formación en seguridad y prevención en montaña invernal. Existen escasos datos de accidentabilidad por lo que es necesario la creación de una oficina u observatorio de seguridad que permita conocer la situación real y definir futuras líneas de actuación.

En estas jornadas se han surgido puntos de encuentro independientes y multidisciplinares como la creación de la asociación para la prevención y seguridad en montaña, para poder intercambiar distintas opiniones y mejorar los protocolos de seguridad, así como informar de manera bidireccional sobre realidades y legislación.

Así como crear canales de investigación y estudio de los accidentes sobre el terreno y su traslado a los tribunales, peritos especializados, incluyendo la difusión de las implicaciones jurídicas de las actividades de montaña.

Miguel Delgado, de Pirineos Blancos, resaltaba que han sido muchos los temas abordados y la implicación de los participantes . Algunos como el esquiar fuera de pistas, el provocar avalanchas y la responsabilidad ante esta situación. El deber de informarse más y el contar con el asesoramiento de los profesionales de la montaña.

Es necesaria una mayor formación en autorescate y de primeros auxilios en las actividades invernales además de dar una correcta información para maximizar la eficacia y eficiencia del rescate en caso de accidente a la par que la necesidad de testigos para facilitar las pesquisas de los rescatadores.

La necesidad de impulsar la ley del esquí así como promover la obligatoriedad del seguro y una homogeneización de normativas en las estaciones de esquí además de una mayor información y regulación de los espacios comunes en los que se realizan actividades invernales: estación de esquí y exterior de lo dominios esquiables.

Poner en valor a los profesionales que trabajan en la montaña a la sociedad, evitando el problema del intrusismo y definiendo claramente cuáles son sus competencias profesionales. La importancia de entender y leer los boletines de avalanchas de manera completa adaptando esa información a la realidad que encontremos en nuestras salidas en montaña.

Necesidad de homogeneizar la formación, tanto de técnicos como deportistas, creando foros donde poder realizarlo además de una intensa promoción de la formación de los futuros montañeros en materia de prevención, empezando por los más los más pequeños y de manera extensiva a toda la sociedad. La formación y prevención debe tener un carácter interdisciplinar donde la coordinación es fundamental.

Se ha comentado la importancia en las salidas invernales de una buena elección del compañero, de un horario adecuado, de un material adecuado y sobre todo ajustar la actividad a nuestro nivel. Tener en cuenta el factor humano como máxima influencia de nuestra seguridad y tener siempre presente que el primer responsable de nuestra seguridad es una actitud de autoprotección.

Desde el equipo de organización de este primer congreso nacional de seguridad en montaña invernal, han agradecido a todos los asistentes, así como a los patrocinadores y colaboradores , que han hecho posible que esta iniciativa salga adelante

Comentarios