El PP advierte que el alcalde debe denunciarse a sí mismo por no defender el desarrollo normal del Tota Pulchra

El grupo popular en el Ayuntamiento de Huesca ha puesto en conocimiento del alcalde que se ha producido una vulneración de la ley que protege los Bienes de Interés Cultural. Se da la circunstancia añadida, dicen los populares, "inédita en cuatro siglos de historia", de que es el propio alcalde quien ha desobedecido los criterios de la Ley de Patrimonio Cultural de Aragón al no defender el desarrollo normal del Tota Pulchra, declarado BIC de carácter inmaterial en 2014. Esa misma Ley, por último, establece la obligatoriedad de poner en conocimiento de la autoridad competente, en este caso el alcalde, el 'deterioro' del BIC.

El portavoz popular, Gerardo Oliván, califica la situación como "un despropósito ilegal y surrealista. La ley nos obliga a nosotros, el grupo popular, a denunciar ante el alcalde una situación que ha promovido el propio alcalde. Según la ley, Felipe debe ahora obrar contra sí mismo y denunciarse ante las autoridades de la DGA".

En 2014, el motivo de declarar el Tota Pulchra Bien de Interés Cultural inmaterial era conmemorar el voto realizado en 1619 por el Cabildo catedralicio, la Corporación Municipal y el Claustro de profesores del Instituto de Enseñanza Secundaria Ramón y Cajal de Huesca. "El valor intrínseco del Tota Pulchra", recuerda Oliván, "era la conjunción de tres instituciones, la religiosa, la municipal y la universitaria. La decisión del tripartito de renunciar a la presencia del Ayuntamiento no solo desmonta una tradición de siglos sino que va en contra de la ley".

La Ley del Patrimonio Cultural Aragonés establece en su artículo 6.2. que “en todo caso, las personas que tengan conocimiento de una situación de peligro o de la destrucción consumada o inminente o del deterioro de un bien del Patrimonio Cultural Aragonés deberán, en el menor tiempo posible, ponerlo en conocimiento del Ayuntamiento correspondiente, del Departamento responsable de Patrimonio Cultural o de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad, quienes comprobarán el objeto de la denuncia y actuarán conforme a Derecho".

Ahora, en opinión del PP, Luis Felipe se enfrenta al dilema de tomar o no conocimiento de una desobediencia legal cometida por el mismo. En caso afirmativo, tendría que denunciar ante la DGA su propio incumplimiento.

Comentarios