La Carrera de Navidad vuelve a congregar a decenas de corredores

Un total de 218 corredores se han contabilizado en la salida de la que ya es la tradicional carrera del día de Navidad, la "Vuelta larga", que este año cumplía 37 ediciones. De los primeros años en los que corrían tres o cuatro personas, a decenas que se congregan en la actualidad a las puertas del camping San Jorge, a las 11 de la mañana, se puede considerar que esta carrera se ha convertido en todo un éxito. No faltan los villancicos que van entonando a lo largo de todo el camino, con especial incidencia en algunos puntos, como el Hospital San Jorge.

Audio sin título

Prueba lúdido-deportivo-festiva la denominan los habituales, que ataviados en algunos casos con gorros de Papá Noël, llegan dispuestos a hacer los casi 15 kilómetros del recorrido. Salen de la zona del camping y se dirigen a Banariés. Desde allí a Cuarte, para llegar a la ITV. En el convento de Santa Teresa hay un avituallamiento de fruta y agua. Siguen por Martínez de Velasco, Alcoraz, Cavia, calle Zaragoza, plaza de Navarra, Porches de Galicia, Coso Alto y, por la calle San Jorge regresan al punto de partida donde les espera un buen refrigerio a base de empanadico, champán, sidra y refrescos.

Corría el año 1979 cuando José Armisén, José Ariño (ya fallecido) y Miguel Ángel Martín decidieron salir a correr el día de Navidad. Desde entonces, año tras año, se han ido sumando corredores y corredoras de todas las edades.

Haga el tiempo que haga, la prueba nunca se suspende. En esta ocasión, la humedad y la niebla reinaban a lo largo de todo el recorrido.

Poco antes de las 11 de la mañana iban llegando todos los participantes. Tras la tradicional foto para el recuerdo, se procedía al conteo, uno por uno, para saber cuántos tomaban parte en la carrera. Y a partir de ahí, acompañados de un villancico, echaban a correr.

Comentarios