Benasque recupera la normalidad poco a poco

nevada nive limpieza calles

Tras tres días, con sus respectivas noches, nevando, este martes, en Benasque, lucía el sol aunque también comenzaba a soplar el viento de norte, con lo cual, la sensación térmica era de mucho frío. Todas las calles de la localidad, a excepción de dos, eran transitables y, la mayor preocupación ahora es dónde depositar toda la nieve que se está sacando.

Audio sin título
Audio sin título

El alcalde de Benasque, José Ignacio Abadías, explicaba que dentro del casco urbano, había puntos con espesores de 1,30 metros. Son muchos metros cúbicos de nieve en las calles y también, añadía, en los tejados. Todos los medios de los que dispone la Comarca de la Ribagorza, y empresas externas que se han contratado, trabajan en la limpieza viaria de Benasque.

Abadías destacaba la labor del personal de Carreteras que optó por cerrar las vías mientras se limpiaban porque decía la magnitud de la nevada fue impresionante.

Este martes todavía había problemas para circular por la A139, desde el kilómetros 63 al 66, y la A2617, en ambas, era necesario el uso de cadenas o neumáticos de invierno. La A139, del kilómetro 66 al 71, de Senarta a Llanos del Hospital permanecía cerrada por riesgo de aludes.

En cuanto al transporte escolar funcionaba con normalidad salvo en dos paradas de la Ruta 9, Cerler-Castejón de Sos. Por el estado de la vía no era posible acceder a Cerler (16 alumnos afectados) ni a Guayente (1 alumno afectado).

En cuanto a las estaciones de esquí, Aramon Cerler, abría pero la puesta en funcionamiento de remontes estaba condicionada por el fuerte viento. La temperatura a las 8.30 era de -15 grados y los espesores de 90 a 170 centímetros de nieve polvo. En el caso de la estación nórdica de Llanos del Hospital, permanecía cerrada por cuarta jornada consecutiva por fenómenos meteorológicos adversos. Se acumulan espesores de 110 a 140 centímetros en Plan del Hospital. A las 8 los termómetros marcaban -12 en cota 1750 y -14 en cota 1950. Continuaba nevando.

El alcalde de Benasque indicaba que ésta había sido una nevada como las de antes pero que la gente cada vez está menos acostumbrada a nevadas de tal magnitud. Hoy en día, reflexionaba, se vive de la nieve pero se tiende a querer nieve pero que, al día siguiente, esté todo como si no hubiera nevado

Comentarios