Los trabajadores de SARGA y La Candidatura Independiente se muestran contrariados por las respuestas de la empresa y de la DGA respecto a mejoras laborales

La Candidatura Independiente está inmersa para intentar crear el primer convenio colectivo de la empresa pública SARGA, esta candidatura considera una tomadura de pelo los últimos datos, en las que dista mucho la postura de las promesas de mejora que llevan escuchando desde las mismas Cortes, del Gobierno de Aragón y del propio Consejero Joaquín Olona.

Por un lado recuerdan que las Cortes han vuelto a aprobar por unanimidad de todos los grupos políticos una proposición no de ley para que el operativo de extinción de incendios obtuvieran la categoría de bombero forestal tal y como están obteniendo trabajadores del mismo gremio en comunidades autónomas como la comunidad valenciana, Andalucía, Extremadura, Galicia o Castilla La Mancha, y de la que ahora parece no saberse nada, y aun mas ridículo cuando desde el propio grupo socialista a nivel nacional insta al gobierno central para que dicha categoría se reconozca a todos los operativos nacionales de esta índole.

Recuerdan también, que en múltiples ocasiones desde las Cortes de Aragón en diferentes comparecencias definían que la problemática dentro de esta venia debida a las condiciones laborales y que el actual gobierno se comprometía a mejorarlas, de las cuales además, ningún grupo dudaba que eran necesarias, pero por lo visto en las negociaciones no solo no se ofrece ninguna mejora, sino que la única ofrecida hasta el momento, parece ser, otra vez, a cuenta del trabajador.

La mejora de las condiciones laborales de los trabajadores no debe esperar más y no debe ser, como ha sido tantas veces a costa de la actual plantilla, plantilla que según la Candidatura Independiente ya ha realizado demasiados esfuerzos, recuerdan que este mismo año se han despedido a 23 trabajadores de oficinas, después de un ERE en el 2013, los Espacios Naturales Protegidos en los últimos años han visto reducido a la mitad su plantilla o no se han cumplido tan siquiera los meses de trabajo mínimos que tenían anteriores años y el operativo de incendios forestales desde un punto de partida precario, viene consiguiendo las mínimas mejoras en parte de la plantilla siempre acosta de quitar derechos del trabajador, cuando la LEY de montes dictamina que el trabajo de estos dos últimos colectivos debería ser consolidado con un periodo de doce meses de contratación.

Por lo tanto, según dicha candidatura, es hora de que se deje de manejar a los trabajadores de SARGA como títeres desde los diferentes departamentos a los que la empresa presta sus servicios y se alabe y consolide su función a la sociedad y medio ambiente aragonés, que nada tiene que ver con la desidia de los políticos y altos cargos políticos así como de los directivos y mandos intermedios que han estado acomodados en los sillones de la empresa.

A su vez, la empresa no debe dejar pasar la oportunidad para ubicar a cada trabajador según sus funciones y no según sus altos salarios que solo mantienen privilegios de directivos y jefes de departamento y dejar de lado las actuales diferencias entre trabajadores que tienen diferentes condiciones laborales y salariales, y no querer seguir con un organigrama desproporcionado mientras que la mayor parte de la plantilla la mantienen en unas condiciones laborales pésimas.

Por último quieren transmitir que la paciencia tiene un límite que empieza a acabarse y que desde esta candidatura no dejaran de defender con energía uno de los mejores entornos naturales de Europa, así como el medio rural donde residen la mayor parte de la plantilla de SARGA, hasta que se dote con una partida presupuestaria razonable.

Comentarios