Vuelve este domingo el XVII Triatlón de Ansó

Con 117 inscritos a fecha de este martes, la participación de los mejores deportistas en esta modalidad y la inclusión de la prueba en la Copa de España, este domingo se celebra el Triatlón de Ansó. Son 7’5 km de carrera a pié por la localidad y 20’5 km de bicicleta BTT hasta el circuito de fondo de Linza, donde se realizará una prueba de 10 km.

Luis Rodríguez, presidente del Club Mayencos, organizador de la prueba, explicaba que las previsiones meteorológicas han mejorado.

Rodriguez también hablaba de la promoción que supondrá la emisión de un video de 15 minutos sobre la prueba en la televisión nacional Teledeporte.

Hay 180 plazas disponibles y entre ellas algunas ya ocupadas por los líderes de anteriores competiciones.

La prueba volverá a ser, por cuarto año consecutivo, prueba puntuable para la Copa de España Trangoworld de Triatlón de Invierno, además de, como viene siendo tradicional, Campeonato de Aragón de la modalidad. La prueba también volverá a ser, tras su aprobación en la Asamblea General de la Federación Madrileña de Triatlón, Campeonato de Madrid, la que será la cuarta edición disputada en esta sede.

Los circuitos son los mismos de las anteriores ediciones. La prueba se inicia junto a las piscinas municipales con un recorrido de 2’7 km que discurre fundamentalmente entre la calles Extramuros y Mayor, alternando el asfalto y el ascenso de la primera con el empedrado y las bajadas de la segunda. En total, 7’5 km de carrera a pie cuya dureza comenzará a marcar diferencias.

Por contra, el segmento de ciclismo, que se disputa con bicicleta de montaña, carece un puerto duro, como ocurre en el resto de competiciones de triatlón de invierno, lo que, junto a su longitud, 20 km, convierte a esta prueba en más asequible para iniciarse en la modalidad. En caso de que el asfalto se encuentre limpio, se recomienda equipar la BTT con cubiertas lisas, lo que favorece la ascensión.

Tras la carrera a pie y el ciclismo, llega el esquí de fondo, 10 km en el circuito de Linza. Serán tres vueltas sin excesiva dificultad técnica y poco desnivel, pero el cansancio con el que se llega recomienda haberse reservado en los segmentos previos.

Un buen avituallamiento durante la carrera, especialmente la hidratación, algo a lo que, debido a la temperatura fría, no siempre se le presta importancia, será fundamental para rendir hasta el final. También es preciso no pecar de abrigarse en exceso, lo que también acelera la pérdida de líquidos y el bajón físico. La elección del correcto equipamiento puede ser determinante de cara al resultado final.

Comentarios