Concienciar sobre la realidad de Etiopía, objetivo de la exposición “Un viaje a la esperanza”

Treinta y cinco fotografías con niños y mayores, lugares y costumbres de Etiopía dan forma a la exposición “Un viaje a la esperanza. Etiopía”, que se inauguraba este lunes en Huesca, y se podrá visitar hasta el 9 de marzo en la sala de Exposiciones CAI de Huesca, organizada por la ONG Entarachén-Vols. Una exposición coral, puesto que las fotografías han sido realizadas por oscenses durante sus viajes al país africano, y por el fotógrafo Yago Ruiz, que vivió como voluntario en Etiopía.

Algo más de una docena de imágenes son del fotógrafo Yago Ruiz, y hay otras de Teresa López, oscense que trabaja en el país. Durante varios años, en el Centro Juvenil Don Bosco, en Mekanissa, y en la actualidad en un proyecto de mujeres en desarrollo, en Zway. Pero además, han participado aportando sus imágenes Estela Soler, Salas Abella, Carlos Bistuer, Silvia Fernández, Eva Lasauca y José Manuel López. Cada una de las fotos lleva un pequeño texto explicativo, que sitúa al espectador en el momento, lugar o costumbre que ha quedado plasmada en la imagen.

Las fotografías de la exposición pretenden mostrar los rostros más dulces y amables de la dura realidad que se vive en los barrios o pueblos más pobres de Etiopía.

Entarachén Vols lleva más de doce años sufragando proyectos de desarrollo en las zonas más pobres de Etiopía. Uno de sus buques insignia es el Centro Juvenil Don Bosco, en Mekanissa, y que atiende a unos 530 jóvenes y niños de este barrio marginal, ofreciéndoles cada día un viaje a la esperanza.

La inauguración de la exposición contó con una charla sobre el proyecto de Mekanissa, y con la invitación a tomar un café etíope para todos los asistentes, que tradicionalmente se sirve acompañado de palomitas de maíz. En la muestra se venden también algunos objetos de artesanía etíope.

Comentarios