CHA considera que Luis Felipe debe exigir compensaciones a la Ministra de Defensa para la ciudad de Huesca

El Gobierno Central del PP y concretamente el Ministerio de Defensa con el anterior responsable al frente y también con la actual ministra, han hecho oídos sordos ante las consecuencias que está teniendo para la ciudad de Huesca el cierre del cuartel Sancho Ramírez con sus 270 empleos públicos directos.

En ningún momento la administración central ha dado muestras de querer paralizar ese proceso por lo cual el Alcalde Luis Felipe tiene que dejar claro en cuanto se reúna con la Ministra De Cospedal, que la pretensión del municipio es que todas las instalaciones y todo el suelo reviertan a titularidad municipal, para disfrute de los vecinos y vecinas del barrio del Perpetuo Socorro y del resto de la ciudad.

Y es que estamos hablando nada más y nada menos de una superficie construida de 40.622 metros cuadrados en un recinto de 107.142 metros cuadrados, clasificados en su momento como suelo de uso industrial, terciario y rotacional residencial, que se cedió a Ministerio de Defensa en los años 40.

Desde CHA consideran que el objetivo debe de ser mantener los edificios nobles para que alberguen servicios con contenido social y cultural, así como el nuevo parque de bomberos, instalaciones que se complementarían con la zona deportiva actual que incluye incluso piscina, para disfrute de toda la ciudadanía oscense.

También consideran que el alcalde de Huesca debe solicitar también la cesión de la residencia militar ubicada en el número 37 de Ramón y Cajal para convertirla en un equipamiento para nuestra ciudad, concretamente para sede del albergue juvenil, reivindicación histórica del asociacionismo oscense y concretamente del Consejo de la Juventud de Huesca.

Para David Félez, coordinador de CHA-Huesca, “si Luis Felipe va a la reunión sin propuestas claras, contundentes y concretas, se puede encontrar con que la única pretensión del Ministerio de Defensa sea hacer caja con la venta de la residencia militar y de los suelos del cuartel Sancho Ramirez, lo cual sería inadmisible pero no sorprendería de un Gobierno de España que ha demostrado en este asunto y en otros muchos, no preocuparle el futuro de nuestra ciudad y sus gentes”.

Comentarios