La regulación del salto de Bierge será efectiva el próximo verano

salto de Bierge

La regulación del salto de Bierge está más cerca. El primer borrador del proyecto ya está en manos del departamento de Desarrollo Rural y Sostenibilidad del Gobierno de Aragón. Recoge, tal y como se esperaba, medidas como limitación del número de usuarios que pueden acceder en el mismo día a la poza natural y también el número de vehículos que puede acoger el parquin. El director del Instituto Aragonés de gestión Ambiental (Inaga), Jesús Lobera, considera que son soluciones “adecuadas a un paraje de estas características”.

Queda trabajo por delante porque el Ayuntamiento de la localidad debe redactar una ordenanza fiscal donde se recojan, entre otros aspectos, una tasa por el uso del espacio y del aparcamiento. Todo ello para evitar que el próximo verano se repita la masificación de años anteriores en los meses de julio y agosto. La próxima reunión será el día 17 de marzo, donde todas las administraciones implicadas conocerán el borrador.

El Gobierno de Aragón, la Comarca de Somontano; Confederación Hidrográfica del Ebro; Ayuntamiento de Bierge y asociaciones de empresarios y deportivas mantienen reuniones periódicas para avanzar en esta normativa jurídica que limite la capacidad de este entorno natural. El objetivo es compatibilizar el uso lúdico con la protección del medio ambiente puesto que en la actualidad se carece de la misma, y por tanto, existe un ‘vacío legal”.

En determinados fines de semana de julio y de agosto, el salto de Bierge recibe a más de mil bañistas con los problemas de seguridad e higiene que conlleva dicha afluencia. Se trata de un azud artificial para aprovechamiento hidroeléctrico que se encuentra en el término municipal de Bierge, dentro del área de influencia del Parque Natural de la Sierra y los Cañones de Guara.

Comentarios