Las Cortes aragonesas apoyan la restauración de la Catedral de Barbastro

La Catedral de Barbastro está declarada como Monumento Nacional y Bien de Interés Cultural. Catalogaciones que contrastan con el estado de su exterior, por el deterioro de la piedra de las fachadas, patologías de sus fábricas y de otros elementos constructivos que incluso suponen riesgo de estabilidad. Su interior sufre un grave problema de humedades procedentes del subsuelo o de la cubierta. Son razones de peso que ya recogía el Plan director de Joaquín Naval Mas en 1999 y que ponían en evidencia la necesidad de actuar ya entonces con urgencia. Las Cortes de Aragón aprobaban este jueves una propuesta del grupo Popular para actualizar dicho plan y la ejecución de las intervenciones más urgentes.

Los grupos parlamentarios del Partido Popular, Partido Socialista, Ciudadanos, Chunta Aragonesista y el Partido Aragonés votaban a favor de esta Proposición No de Ley mientras que las formaciones políticas de Podemos e Izquierda Unida se abstenían.

La falta de actuaciones puntuales de mantenimiento a lo largo de estos últimos 18 años ha empeorado el estado de la Catedral.

La arenización, escamación y desplacación del material hacen que la sección del muro y su capacidad portante se reduzcan y puedan dar lugar a problemas de estabilidad, según el informe de Naval Más, quien considera los aleros perimetrales de piedra como la parte más afectada del edificio. Y finalmente en las fachadas hay serios problemas por el deterioro progresivo de la piedra.

En cuanto a la Torre-Campanario hay un problema con la anidación de cigüeñas, que ponen en riesgo la estructura de la misma, deterioran los materiales constructivos, impiden visitas y ponen en riesgo la integridad de los ciudadanos que pasean a sus pies. Hay ya un total de doce nidos entre la Torre y la Catedral. Creemos totalmente necesaria una restauración global de la Catedral, de cara a conservar uno de los patrimonios más importantes que tenemos en Barbastro, Huesca. Aragón y España, declarada como hemos dicho Monumento Nacional y Bien de Interés Cultural de Aragón.

El impresionante interior de la Catedral de Barbastro contrasta con el estado exterior del edificio, donde se detectan problemas y patologías de sus fábricas y de otros elementos constructivos, como consecuencia del paso del tiempo y de la influencia de los medios externos que han afectado, negativamente, en la conservación, según argumentaba el grupo parlamentario Popular en las Cortes de Aragón en su Proposición No de Ley.

Si bien se han solucionado las goteras más grandes, la recogida de aguas y la cubierta son ya una prioridad acuciante que hay que acometer con la mayor urgencia. El estado de las cubiertas requiere de retejados a fondo. En los muros, el mayor peligro que acecha a la estructura de muros es la pérdida del material por los efectos de las humedades y las variaciones térmicas de origen climático.

La catedral Santa María de la Asunción de Barbastro, de estilo gótico - renacentista, fue construida entre los años 1517 – 1533, declarada Monumento Nacional el 3 de Junio de 1931 y seguidamente, el 4 de junio, Bien de Interés Cultural de Aragón.

Comentarios