Adelpa busca respuestas en la CHE a la reversión de los saltos hidroeléctricos

estación canelles salto hidroeléctrico

La Asociación de Entidades Locales del Pirineo Aragonés (Adelpa) mantiene un encuentro este martes con el presidente de la Confederación Hidrográfica del Ebro. Es una reunión muy esperada en los municipios del Alto Aragón con saltos hidroeléctricos puesto que la han solicitado a lo largo de dos años.

El posicionamiento es contundente. Cuestionan que no se prevea invertir ni un euro en el territorio de la riqueza generada en estas infraestructuras. Quieren saber qué cantidad de dinero generan estas centrales en el Pirineo; estiman que son entre 15 y 30 millones de euros. Su lucha es que parte de esa riqueza revierta en el territorio para compensar las afecciones, como la falta de agua en sus ríos o la despoblación. Desde Adelpa critican que hasta el momento estas preguntas se han contestado con silencios de la CHE.

La única central hidroeléctrica del Pirineo aragonés cuya gestión ha revertido al Estado es la del Pueyo de Jaca, mientras que otras centrales como la de Tella- Sin, Urdiceto y Barrosa, todas ellas en la Comarca de Sobrarbe, se encuentran en fase de tramitación del expediente de resolución.

Las concesiones de muchas otras centrales hidroeléctricas caducarán en los próximos años y décadas. Por ese motivo, desde Adelpa consideran esencial que sienten las bases mediante acuerdos para que este tipo de infraestructuras no supongan únicamente perjuicios para el territorio sino que contribuyan a la dinamización de los municipios afectados.

En esta reunión además se plantearán otras cuestiones como si la CHE estimará los recursos de los ayuntamientos del Pirineo a las sanciones por los vertidos de aguas residuales sin depurar. Insisten en que no son responsables en absoluto de esa situación y entienden por tanto que no se les puede sancionar.

Comentarios