Un verano cargado de actividades en el gastroespacio de Villanúa

taller gastronomía villanua

Hasta el mes de septiembre el Gastroespacio de Villanúa ha programado hasta 30 actividades entre las que hay talleres de cocina para niños, adultos y profesionales o degustaciones de productos agroalimentarios de la zona. La localidad ha apostado por este recurso equipando un espacio municipal con una cocina totalmente equipada y con la ilusión de generar un nuevo aliciente para la zona. En la presentación de la programación para este verano se destacaba el apoyo que esto supone para los pequeños productores de proximidad, que tendrán en este gastroespacio un gran escaparate.

La nueva propuesta, en la que colabora ADECUARA, busca apoyar y colaborar en la difusión y dinamización de la gastroindustria de la zona, dando a conocer productos como el Azafrán de Atarés, o la Ternera del Valle de Aísa y la Bodega Bal Minuta con los que comenzó esta nueva línea de actividades los pasados 3 y 9 de mayo. En esta propuesta también participa la empresa Conectica Distribución, que ha organizado unas atractivas sesiones de presentación, cata-degustación y showcooking para que el público pueda conocer de primera mano los productos locales y del Pirineo, de los que ha llevado una muestra a la presentación. Este próximo 20 de mayo es la siguiente cita con el cocinero Paco Oliva y su propuesta de menú festivo.

Esta nueva línea se unirá a los talleres y cursos que el Gastroespacio lleva organizando desde que abrió sus puertas el año pasado, con el objetivo de introducir al público en el amplio universo gastronómico. En este sentido, la nueva programación ha tenido presente el periodo vacacional, por lo que se han incrementado las actividades destinadas al público infantil, y durante los meses de julio y agosto habrá seis talleres para los jóvenes de entre 4 y 14 años. También habrá un curso-taller, que abordará la piel desde el punto de vista de la alimentación, y que ofrecerá un taller de limpieza, ecología y salud y otro de cosmética natural.

Con todo ello, el Gastroespacio de Villanúa amplía y completa sus actividades y da un paso más hacia su objetivo que, como ha destacado el alcalde de la localidad, Luis Terrén, es "convertirse en un centro de formación, tanto para profesionales de la cocina como aficionados, y ser un espacio de apoyo, difusión y dinamización de la gastroindustria local y sus productos". Terrén también ha indicado que el calendario presentado es una propuesta "dinámica", ya que la idea es que se vayan incorporando nuevas actividades en próximas fechas y porque "este es un espacio abierto a la participación y organización de todo tipo de actividades relacionadas con la gastronomía, tanto para el sector profesional como para aficionados", ha explicado el alcalde.

El calendario estival del Gastroespacio de Villanúa se cerrará el 16 de septiembre, con la realización de uno de los mercados agroalimentarios del Pirineo, incluido en el proyecto transfronterizo "Hecho en los Pirineos", que impulsan la Diputación Provincial de Huesca y el departamento francés de Altos Pirineos, para promover la venta directa de artículos de alimentación de pequeños productores de las dos vertientes pirenaicas. Está previsto que acudan una veintena de productores de ambos lados de la frontera.

La diversidad de actividades y el impulso que el Gastroespacio de Villanúa puede suponer para el sector, y para el valle del Aragón y la Comarca de La Jacetania, en general, ha sido destacado por el presidente de ADECUARA, Luis Gutiérrez. La presidenta de la Comarca de La Jacetania, Montse Castán, ha señalado la "originalidad y creatividad" del Gastroespacio de Villanúa y su programación, definiéndolo como "un ejemplo del empuje que hay en las nuevas generaciones del Pirineo".

La presentación ha concluido con una pequeña degustación de productos locales y del Pirineo, como el Queso Oxortical, producido en Villanúa, los embutidos Fermin Marco, de Ayerbe, y Aldahara, del Somontano.

COCINA Y AULA EN UN MISMO ESPACIO

El Gastroespacio de Villanúa comenzó a funcionar en 2016. Es una instalación de 80 metros cuadrados, que cuenta con una gran cocina central, un aula adjunta y equipamientos multimedia que facilitan la transmisión de conocimientos y técnicas. Tiene capacidad para acoger una treintena de personas y todos los medios necesarios para la realización de cursos, talleres, presentaciones y todo tipo de actividades relacionadas con la gastronomía.

El espacio está decorado con imágenes de temática gastronómica y tiene un espacio dedicado a José Antonio Labordeta, recordando la estrecha relación que el cantautor y político aragonés mantuvo con Villanúa y el interés que mostró por la gastronomía, y que plasmó en sus letras y poemas. También es un homenaje a Antonio Usieto, gerente de Turismo Villanúa tristemente desaparecido hace unos años, muy involucrado en la creación y desarrollo de este espacio. El Gastroespacio de Villanúa cuenta con el apoyo y colaboración de los cocineros y productores locales y la asociaciones de empresarios de La Jacetania, AEJ y ACOMSEJA, y en su realización también han colaborado la Diputación Provincial de Huesca (DPH) y la Comarca de La Jacetania, así como entidades privadas, como Cocinas.com, patrocinador oficial del centro. La inversión realizada por el Ayuntamiento ronda los 15.000 euros, señalaba su alcalde.

Comentarios