Un exceso de nitratos hace que el agua de Chimillas no sea potable

Chimillas

La localidad de Chimillas, al igual que varias de los alrededores, que se surten del agua que proporcionan pozos o acuíferos, han debido alertar a los vecinos y declarar el agua como no potable. Según se desprende del último análisis periódico que se realiza del agua, existe un nivel de nitratos superior al parámetro permitido, por lo que se considera que el agua no es apta para el consumo.

En Chimillas se hizo público en la jornada del miércoles, un bando firmado por el alcalde, en el que se indicaba que los servicios municipales estaban adoptando las medidas adecuadas para solucionar el problema, y se añadía que se iba a llevar agua para reducir la cantidad de nitratos, al tiempo que prohibía a todos los vecinos que utilicen el agua de la red para consumo de boca, regar jardines, césped o llenar piscinas hasta el domingo 4 de junio.

El alcalde de la localidad, Juan Manuel Ramiro, explicaba que se ha vaciado todo el depósito del agua, se ha limpiado, y en esta jornada se iba a llevar agua procedente de Huesca en cubas, por parte de la Comarca de la Hoya. Entre el viernes y el sábado se llevarán a cabo nuevos análisis para determinar la calidad del agua.

Ramiro explicaba que, para evitar este tipo de problemas, que se vienen sucediendo con mayor o menor intensidad, principalmente en esta época del año, se está trabajando en un proyecto para poder captar agua procedente de Huesca, lo que supondría una solución buena y definitiva. En la actualidad, el agua del acuífero debe ser tratada convenientemente para su uso, y siempre se está, como ha ocurrido ahora, al albur de lo que pueda pasar en los análisis.

Comentarios