Htv: Pancho Varona actúa en El Escaparate

Los cuatro grupos políticos que conforman la Diputación Provincial de Huesca han acordado conceder el XX Galardón 'Félix de Azara' a los colonos de la provincia de Huesca por su esfuerzo y contribución al asentamiento de nuevos pueblos en un territorio desértico que transformaron en habitable y que hoy por hoy es un modelo de perfecto equilibrio entre la sostenibilidad medioambiental y la social.

La Diputación Provincial de Huesca concederá a los colonos de la provincia de Huesca el XX Galardón 'Félix de Azara'. Así lo han acordado por unanimidad los portavoces de PSOE, PP, PAR y Cambiar Huesca al valorar la contribución de todas estas personas a la conservación de un espacio natural que pasó de ser un desierto a convertirse en un territorio donde convive un singular patrimonio natural y medioambiental con una importante actividad social, habiendo alcanzado un perfecto equilibrio entre la sostenibilidad social y la medioambiental.

El Galardón 'Félix de Azara' es la máxima distinción que la Diputación Provincial de Huesca concede a aquellos colectivos, entidades o personas en reconocimiento a su contribución a la conservación del espacio natural de la provincia.

Esta concesión alcanza su vigésima edición y con ella, la Diputación de Huesca recuerda todo el compromiso de estos pobladores que se instalaron en las décadas de 1950 y 1960 en nuevos pueblos creados en los entornos del canal de Monegros, la zona de Flumen y el Canal del Cinca. Gracias a su trabajo posibilitaron la reconversión de tierras de secano en tierras fértiles que, hoy por hoy, son una parte fundamental del Altoaragón y son ejemplo de cómo es posible la convivencia entre trabajar la tierra y ser respetuosos con el entorno medioambiental.

En la propuesta se recuerda todo el proceso de creación de los pueblos de colonización: durante las décadas de 1950 y 1960 se llevó a cabo en el Altoaragón un proceso de transformación agraria por el que se crearon 15 pueblos nuevos, denominados “pueblos de colonización”. Hasta estas zonas llegaron colonos tanto de otros lugares de la provincia, como de otras comunidades autónomas.

"Las tierras del sur de la provincia no se entienden hoy en día sin estos pueblos, y su paisaje y su historia son el resultado directo del esfuerzo y el sacrificio que han hecho sus gentes", indica la propuesta de la Diputación de Huesca. Con este Galardón, la Diputación de Huesca quiere reconocer la gran contribución que los colonos hicieron y siguen haciendo a la protección y conservación no solo del territorio sino del patrimonio medioambiental, a través de su historia y de su labor en los llanos altoaragoneses.

"Es importante resaltar el compromiso de estos quince municipios cuyos vecinos se aunaron en una sola dirección, la del progreso, desarrollando su actividad en un medio no siempre fácil, pero siempre solidario", indica la propuesta.

Comentarios