Miguel Vidaurreta, con sus 87 años, el corredor más longevo de la Quebrantahuesos

Miguel Vidaurreta

Se enfrentará este sábado día 17 a un recorrido de 200 kilómetros y un desnivel total de 3.500 metros a lo largo del Pirineo aragonés y francés. La ruta incluye cuatro puertos de montaña: Somport, Marie Blanque, Portalet y Hoz de Jaca, algunos históricos del Tour de Francia y de La Vuelta a España.

Lleva corriendo la prueba desde que se retiró de su vida profesional. Es desde hace varias ediciones el corredor más veterano de esta prueba deportiva extrema.

En declaraciones a Radio Sabiñánigo, ha señalado que la parte más dura son los primeros 50 kilómetros hasta que superas el Somport. Con la salida que se está más agrupados y con velocidad produciéndose roces y caídas, por lo que es necesario estar muy atentos y con tensión. Tampoco deja de lado los últimos kilómetros con el sol y las altas temperaturas.

Duerme en una autocaravana en la salida de la prueba para no perderse ningún detalle. Le acompaña su hijo Manu y dos amigos de este que harán de gregarios. Quiere vivirlo a tope ya que posiblemente sea su última carrera y se notan los años.

Miguel se muestra algo inquieto de cara a esta edición pues “no he tenido mucho tiempo para prepararme. Voy a tener que hacerlo de forma intensiva”.

Un ejemplo de superación y vitalidad, Miguel Vidaurreta, navarro de nacimiento y guipuzcoano de adopción, vive en Hondarribia. Tiene 87 años de edad y toda su vida la ha pasado pegado a una bicicleta. Nació en 1929 en Iguzkiza, cerca de Estella (Navarra) en el seno de una familia de 9 hermanos de los que tres terminaron siendo ciclistas profesionales. Es más, uno de ellos, concretamente Hortensio Vidaurreta llegó a ser seleccionador nacional de pista cubierta.

Miguel, al igual que sus hermanos, tuvieron contacto con la bicicleta a muy temprana edad y más por necesidad que por afición al fallecer su padre. Para trabajar debía coger la bicicleta y pronto adquirió habilidad con ella. Tal era el caso que le propusieron a él y dos hermanos más correr carreras y vio en el ciclismo una salida profesional. Fue en el año 54 cuando empezó a correr de manera profesional.

Tal y como cuenta: “aquello no tenía nada que ver a lo de ahora que cada equipo cuenta con autobuses especiales y camiones taller. Nosotros, por ejemplo, para correr la Vuelta a Andalucía bajábamos desde el norte en bici durmiendo en iglesias y comiendo lo que pillábamos de las huertas por donde pasábamos”.

A los 30 años se trasladó a Gipuzkoa a probar fortuna y abrió una tienda de motocicletas que más tarde cerró por no irle bien el negocio. Es entonces cuando se centro en el desguace fundando Desguaces Vidaurreta, empresa que dirigen ahora sus hijos.

Comentarios