El Parque Acuático de Monzón no ha llegado todavía a su aforo máximo

centro acuático Monzón

La temporada del Parque Acuático de Monzón se ha iniciado con la adopción de una serie de medidas para mejorar el servicio y la seguridad en las instalaciones. Una de ellas ha sido limitar su aforo a un máximo de 1.100 usuarios. Para ello, se ha instalado un sistema informático que permite conocer en tiempo real los que hay en cada momento en el parque.

Hasta la fecha, no se ha tenido que restringir el acceso, pero el modus operandi diseñado establece que cuando se llegue a los 850 usuarios se dejará de vender entradas para que puedan acceder los que tienen bonos o carnet de temporada.

Si algún abonado no puede entrar tiene dos opciones: esperar a que salga alguien o usar el pase en las piscinas de Conchel y Selgua.

Por el momento, la afluencia es de unos 400 bañistas que están en la instalación una media de 105 minutos. El domingo hubo el mayor pico sobre las 16:00h con casi 500 usuarios y a lo largo de la jornada pasaron unos 1.000.

El aforo se ha previsto para un festivo o día especial en el que viene mucha gente de fuera que se quedan a pasar el día.

Otra de las medidas que se está aplicando y que no se ha publicitado es establecer turnos de uso de las mesas y sillas que pone el ayuntamiento para poder comer, ya que en anteriores campañas se ocupaban a primera hora y no se desalojaban.

Aso recuerda que se han prohibido la venta de bonos de 10 y 20 baños durante el fin de semana para evitar la “picaresca”

Con respecto a las piscinas de Selgua y Conchel se han puesto esclareas adaptadas.

Este miércoles, el Parque Acuático iniciará el horario de mañana y tarde una vez terminadas las clases y será el momento de comprobar si las medidas adoptadas son efectivas o no.

Comentarios