Atades espera que en septiembre comiencen las obras de su albergue de peregrinos adaptado

El centro que Atades tiene en Martillué suma a su oferta vacacional un “kartódromo” que este jueves inauguraba la consejera de Derechos Sociales. Con este circuito y los dos buggies adquiridos por el Ayuntamiento de Jaca los usuarios del centro y de asociaciones de otras provincias disfrutarán de esta actividad de ocio además de recibir clases de educación vial. También quieren que escolares de toda la provincia puedan acercarse a esta actividad para darse cuenta de que la discapacidad está dentro de la sociedad en la que viven.

En estos momentos el centro de Atades en Martillué continúa con otros proyectos entre manos. Los fondos europeos Poctefa aprobaban el proyecto Jacob@acces y aportará una financiación total de 1’9 millones de euros a distribuir entre los ayuntamiento de Jaca, Pamplona y Ostabat, en Francia. La parte del Ayuntamiento de Jaca se repartirá en otros dos proyectos. Por un lado la puesta en marcha de un centro de interpretación del Camino de Santiago adaptado a personas con discapacidad en la Casa Don Valer. Por otro un albergue de peregrinos, también adaptado, en las instalaciones del centro de Atades en Martillué. Respecto a este albergue, Atades tiene previsto que comiencen las obras en septiembre y pueda estar en funcionamiento en la primavera de 2018. Así lo explicaba el gerente de la entidad, Miguel Ángel Lopez.

Este albergue cuenta con un presupuesto en torno a los 325.000 euros y pronto saldrá a licitación. Tendrá 12 plazas ampliables a 18.

El centro de Atades en Martillué tiene 28 plazas concertadas por el Gobierno de Aragón. A ellas se suman unas diez a tiempo parcial en el centro ocupacional. Además de estas personas, el centro se usa para que otros usuarios de Atades pasen temporadas de vacaciones en el centro y para que cualquier familia solicite pasar sus vacaciones allí.

Varios usuarios de Atades Huesca, acompañados por las autoridades en los vehículos, han inaugurado el circuito vial que se suma a los diferentes proyectos que Atades Huesca desarrolla en Martillué y en toda la provincia y que atienden a más de 500 usuarios.

Comentarios