El PP denuncia que este verano tampoco habrá servicio de Parque Bar

El grupo ‘popular’ en el ayuntamiento de Huesca ha denunciado “la imprevisión y la desidia del tripartito” por no prever la carencia de cualquier servicio de hostelería en el parque Miguel Servet durante este verano. “Los usuarios de la mayor zona verde de la ciudad no tendrán oportunidad de tomar un refresco en pleno mes de agosto, una necesidad de sentido común que el gobierno municipal ha pasado por alto”, señala el concejal ‘popular’ José Miguel Veintemilla.

Los concejales del PP han tenido conocimiento de un suplemento de crédito de 80.000 euros, del que se desconoce el destino exacto, relacionado con el Parque Bar. Veintemilla añade que “ni los miembros del tripartito han sabido explicar cuál es la finalidad concreta de esa partida. Todo es un cúmulo de improvisaciones que no ofrecen una respuesta a tiempo y una política continua de desinformación. Pero lo cierto es que, como mínimo, el parque bar no estará resuelto hasta noviembre o incluso más tarde”.

La alternativa al Parque Bar, la instalación que se ubica donde estuvieron los antiguos urinarios públicos, permanecerá cerrada cuando menos el mes de julio, “aunque todo apunta a que la situación se prolongará durante toda la temporada”. Veintemilla se remite a la existencia de dos informes de los servicios técnicos “que fueron ordenados demasiado tarde y ofrecen respuestas contradictorias”. Todo se originó con un primer informe que habla de desperfectos en la instalación que procederían de la anterior concesión. Un segundo informe, no obstante, admite que no es posible determinar si los desperfectos son o no responsabilidad del anterior concesionario.

Veintimilla resume la situación afirmando que “todo responde a un problema generalizado en el tripartito: la permanente imprevisión y una gestión a tropezones”. El PP ha recogido críticas vecinales “ante una carencia que no tiene explicación, sobre todo cuando el tripartito ha dispuesto de ocho meses para planificar una solución”. El concejal ‘popular’ concluye que “es uno de esos ejemplos de surrealismo que caracterizan al tripartito. Los perros pueden pasear por el parque, pero un niño no podrá tomar un botellín de agua o un helado durante este verano”.

Comentarios