Próximo objetivo de impulso al Camino de Santiago: un centro de acogida de peregrinos en Canfranc y una gran pasarela en el lado francés

 

El trabajo que se está realizando entre el Gobierno de Aragón, la Asociación Jaca Jacobea y otras instituciones para revitalizar el Camino de Santiago tiene sus esperanzas puestas en los próximos fondos europeos Poctefa. Quieren conseguir financiación para que Francia construya una pasarela hasta el Fuerte de Portalet, antes del Somport, y que Aragón rehabilite uno de los edificios en ruinas junto a la Estación de Canfranc para convertirlo en un centro de acogida de peregrinos. Son las obras “estrella” de un proyecto que están elaborando y que tendría un coste aproximado de 3 millones de euros.

 

 

De forma paralela, esta semana la directora general de Turismo, Marisa Romero, el gerente de Turismo de Aragón, Jorge Marqueta y el director General de Ordenación del Territorio, Joaquín Palacín, se reunían con la Asociación de Amigos del Camino de Santiago para seguir avanzando en este trabajo. En esta ocasión el encuentro se producía con diferentes asociaciones empresariales. Quieren que “todos los ámbitos de la sociedad estén involucrados”, explicaba Montse García, pta de la Asociación. En el caso de las empresas privadas, tienen un importante papel para generar productos específicos para el peregrino, por ejemplo.

 

El tramo aragonés del Camino de Santiago francés lleva décadas perdiendo peregrinos. Recientemente se reunían también con los ayuntamientos y Comarcas implicadas, que mostraban su compromiso para colaborar en el mantenimiento de la ruta o incluso realizar obras de mejora.

 

En cuanto al proyecto de los fondos Poctefa los socios son el Gobierno de Aragón, el Departamento de los Pirineos Atlánticos francés y el ayuntamiento de Canfranc, con el apoyo de la Región de Nueva Aquitania y la colaboración de la Asociación de Amigos del Camino de Santiago Jaca Jacobea y los Amis de St Jacques de Francia. En estos momentos se están detallando las acciones que se quieren incluir,  con un coste total aproximado de 3 millones de euros, y que incluirían, entre otras, el acondicionamiento del tramo francés con infraestructuras como pasarelas para hacerlo más accesible y seguro; la creación de un centro de acogida de peregrinos en Canfranc; el acondicionamiento y mejora de la señalética en el tramo aragonés; la elaboración técnica de un programa de gestión para impulsar la Directriz del Gobierno de Aragón sobre el camino de Santiago y la creación de un albergue de peregrinos en Canfranc pueblo. El fin último es crear una auténtica ruta cultural europea.

Comentarios