El Ayuntamiento de Huesca procede a eliminar los tocones de la plaza de Concepción Arenal

tocones Plaza Concepción Arenal

El Ayuntamiento de Huesca ha instalado una valla de protección y seguridad en los tocones de las cuatro acacias que se talaron en la plaza de Concepción Arenal. En los próximos días se procederá a levantar manualmente las baldosas, y posteriormente se retirarán los cuatro tocones. Está previsto que los trabajos concluyan antes de las fiestas de San Lorenzo para garantizar la seguridad de los viandantes en esta zona, evitando tropiezos y caídas.

En su lugar se plantarán tilos, porque es un árbol práctico a lo largo de todo el año y es una especie que se adapta bien a este tipo de plazas. La distancia entre cada uno de los cuatro árboles es de entre dos y tres metros. Eliminar los tocones, junto con las raíces subterráneas, que se antojan extensas, es una importante obra que también supone levantar parte de las baldosas. Hay que recordar que la situación de esas acacias estaba en entredicho desde hacía muchos años. Su tala fue una decisión dolorosa pero necesaria puesto por el estado pudrición en su interior.

De los cuatro árboles que han quitado, se dejarán tan sólo dos alcorques. Todo apunta a que con la llegada del otoño se optaría por talar las dos acacias de Japón, que se dejaron en pie, y que también presentan problemas de pudrición en su interior. La opción que se maneja en el Área de Medio Ambiente es que a partir de noviembre, en la época en que ya se puede plantar, se dispongan en la plaza tres nuevos ejemplares, y no seis como había hasta ahora. Para ello, hay tres alcorques que deberán ser anulados. Una de las posibilidades que se estudia es que puedan acabar plantándose tilos.

En 2001, informes del área de Parques y Jardines ya planteaban sustituirlas en el momento en que se reurbanizó la plaza, pero la presión ciudadana consiguió parar la tala. A partir de entonces, y para evitar problemas como el ocurrido esta semana, se procedía anualmente a una tala de las copas muy contundente, e incluso poco natural.

Algo parecido ocurre con otros árboles de la ciudad que presentan problemas, pudriciones o enfermedades, como los de la calle del Parque, el Parque Bar o delante del edificio del Casino. De los 6.800 árboles con que cuenta Huesca en sus calles, el área de Medio Ambiente realiza revisiones sistemáticas para controlar aquellos que deben ser tratados o talados.

Comentarios