Santa Cilia aplaza a este miércoles un gran espectáculo aéreo con el vuelo de 130 ultraligeros

Finalmente y debido a retrasos por las condiciones meteorológicas en Francia el Aeródromo de Santa Cilia recibirá este miércoles y no el martes como estaba previsto, a los participantes del prestigioso Tour ULM 2017 (Ultra-léger motorisé). La Federación Francesa de Aviación Ultraligera ha incluido en su recorrido las instalaciones de Fly-Pyr que recibirá a los participantes el miércoles y los despedirá el jueves. La caravana está formada por más de 400 personas entre pilotos, acompañantes y organización. El espectáculo está previsto entre las 10’30 y las 12’30 horas, momento en el que irán aterrizando las 130 aeronaves participantes.

La organización de este evento, que alcanza este año su vigésimo segunda edición, define el Tour ULM como “un circo ambulante”, por su espectacularidad y el atractivo que supone, sobre todo para los lugares en los que recalan los aparatos, todo el despliegue de aeronaves, infraestructura y vehículos de apoyo.

La inscripción se limitó a 130 aeronaves, unas plazas se cubrieron en pocas horas. Ello supone que, además del cerca de medio centenar de personas que forman parte de la caravana que se va desplazando por los distintos puntos del itinerario, Santa Cilia recibirá a otros pilotos procedentes de España y otros lugares de Europa atraídos por el evento, ya que cada etapa del mismo suele convertirse en un foro para profesionales y aficionados que van siguiendo el Tour con la finalidad de compartir la experiencia.

Châtellerault ha sido el punto de partida de la expedición, formada por seis etapas y un total de 1.500 kilómetros. Cuatro clases de ultraligeros tomarán parte en el evento. La caravana, similar a la que acompaña a una vuelta ciclista, aunque a menor escala, está formada por más 400 personas, entre pilotos, acompañantes y organización, y cuenta con todos los servicios que puedan necesitar los participantes, incluido el catering.

Dos helicópteros, un avión ligero, cuatro camiones (para equipajes, sanitarios y cocina), dos camiones refrigerados y uno de asistencia mecánica, entre otros, conforman la caravana que acompaña a las aeronaves. Todo un espectáculo que llegará a Santa Cilia el 26 y 27 de julio. Tras la recepción, está previsto que los participantes puedan realizar vuelos locales. La velada de esta primera jornada en Santa Cillia se realizará una cena en los hangares del aeródromo. El martes 25 hay jornada de descanso y se prevé organizar a los participantes alguna excursión por el entorno. El miércoles 26 la tropa volverá a zarpar hacia el aeródromo de Rion des Landes, en la costa atlántica francesa.

Comentarios