La Guardia Civil promociona la seguridad en actividades en montaña y al aire libre

La Comandancia de Huesca de la Guardia Civil dentro de su demarcación territorial, como en años anteriores, viene llevando a cabo el Plan de servicios de prevención de accidentes y promoción de la seguridad en actividades de montaña y al aire libre. Dentro de los servicios que se vienen desarrollando en este ámbito, además de los rescates, se lleva a cabo un trabajo constante en dar a conocer las precauciones y consejos a la hora de practicar deportes o realizar actividades que se desarrollen al aire libre, resaltando la necesidad de realizarlas con la preparación adecuada, así como apoyados de profesionales debidamente formados para ello y con mantenimiento del medio ambiente, evitando en la medida de lo posible el intrusismo.

Entre las diferentes especialidades que participan en los servicios de prevención se encuentran además de los Equipos de Rescate en Montaña de la Guardia Civil en Huesca, la Unidad Aérea y el GEAS de la Zona de Aragón, patrullas de Seprona, Puestos de Seguridad Ciudadana, Patrulla Fiscal (PAFIF), Unidad de Seguridad Ciudadana (USECIC) y en los casos que es necesario equipos de Policía Judicial de la Guardia Civil, prestando apoyo, dentro de la demarcación territorial de Guardia Civil, a la Policía Autonómica, que se encuentra amparada por la legislación del Gobierno de Aragón para llevar a cabo igualmente el control sobre el ejercicio de actividades al aire libre en los que se cuente con la presencia de un guía o monitor titulado.

Las infracciones más habituales con las que se encuentran los agentes, además de acampadas ilegales, suelen ser personas que ejercen la actividad de guía, habitualmente se trata de extranjeros y operan en la Sierra de Guara, que traen grupos de entre 10 y 12 personas, a las cuales les cobran unos 45/50 euros diarios por la realización de actividades en barrancos, realizándola en ocasiones sin dotar al personal de la debida equipación (neopreno, casco, etc…) así como sin los seguros correspondientes.

Desde el comienzo de la temporada estival el pasado 15 de junio, se han formulado 78 denuncias relacionadas con infracciones dispuestas en la Ley del Turismo en Aragón. Las empresas de turismo activo tienen la obligación de tener un seguro y un protocolo de actuación en caso de accidente, el hecho de que haya intrusismo en las actividades y personas que no reúnen los requisitos establecidos por las administraciones, no solo causa un perjuicio a las empresas que legalmente las realizan y cuentan con toda la documentación pertinente y los requisitos necesarios, sino que también pueden poner en riesgo la integridad física de las personas que contratan ese tipo de servicios.

Desde la Guardia Civil se vienen haciendo recomendaciones para la seguridad en la práctica de deportes de montaña y al aire libre, una de las cuales es en lo relativo a realizar las actividades contando con la presencia de personal debidamente titulado y que reúna todos los requisitos pertinentes, así como el material adecuado a cada actividad.

Comentarios