800 alumnos han pasado por los Cursos de Verano de la Universidad de Zaragoza

Con el mes de julio se dan prácticamente por concluidos los Cursos de Verano de la Universidad de Zaragoza. Jaca, Fonz, Ansó, Canfranc y hasta diez localidades más han acogido algunos de estos ciclos formativos a los que han acudido cerca de 800 alumnos. En septiembre quedan algunas citas y con ello se concluirá el mejor verano en cuanto a número de alumnos de estos Cursos organizados por la Universidad de Zaragoza. Este lunes comienzan los cursos de español para extranjeros.

Alberto Sabio es el director de los Cursos de Verano y explica que el balance es positivo tanto por el número como por la satisfacción mostrada por los alumnos. Destaca también la gran acogida de las conferencias públicas, que han estado “hasta arriba”. Precisamente éste es uno de los aspectos que pretenden mejorar de cara al próximo verano. “No puede ser que haya tanta gente de pie escuchando alguna conferencia”, explica.

Otra de las áreas de mejora que reconoce el propio director es la de los precios y el número de créditos que otorgan sus cursos. Cada vez hay más competencia entre universidades, explica, y “quizás seamos un poco rácanos en la convalidación de créditos”, algo que quiere tratar con el órgano rector de la Universidad. El precio es otro elemento diferenciador. “En otras universidades hay becas y en Jaca deberíamos pensar en alguna ayuda para alojamiento o manutención”, explica.

Alfredo Pérez Rubalcaba inauguraba esta edición y tras él la práctica totalidad de las conferencias públicas en Jaca han colgado el cartel de “completo”. El poeta Benjamín prado, el concierto de Amancio Prada, la historia de la Catedral de Jaca con Domingo Buesa o el meteorólogo Eduardo Lolumo.

En cuanto a los cursos, como cada año el de órgano y voz, el del románico y todos los que ofrecen una parte práctica como el de mamíferos han llenado sus plazas. Como novedad este año, el de refugiados tuvo una gran acogida a pesar de que el periodista Jordi Évole no acudió como estaba previsto en un primer momento.

A partir del mes de septiembre comienzan a trabajar en la próxima edición analizando las opiniones de los alumnos y recibiendo propuestas para los cursos del próximo verano.

Comentarios