Bizen D’o Río, nuevo prior de la Real Cofradía de San Lorenzo

Bizen D’o Río, actual viceprior, ha sido elegido como nuevo prior de la Real Cofradía de San Lorenzo en la Asamblea de la cofradía que ha tenido lugar esta mañana, tras la eucaristía que se ha celebrado en la basílica laurentina con motivo del Día del Cofrade. Además de este cargo, que todavía tiene que ser ratificado por el obispo de Huesca, se han renovado otras responsabilidades de la Junta.

Los cofrades de la Real Cofradía de San Lorenzo han sido los protagonistas este 11 de agosto, con la misa de cofrades amenizada por los cantos baturros de la Asociación Floklórica Santa Cecilia de Huesca.

En el transcurso de la misa, se ha recordado la memoria de todos los cofrades difuntos y se ha pedido por todas las personas para que san Lorenzo las guíe en su vida. Al concluir la eucaristía, como es habitual en este día, un grupo de joteros de la Asociación Santa Cecilia han bailado frente al altar la jota de san Lorenzo a modo de ofrenda. Posteriormente, se han dado a venerar las reliquias de san Lorenzo a todos los devotos.

NOVEDADES EN LA COFRADÍA

Los miembros de la cofradía y su consiliario han celebrado su Asamblea anual, en la que han renovado los cargos de la Junta. Tras las votaciones, se ha elegido a Bizen D’o Río, actual viceprior, como nuevo prior, una vez ratificado por el obispo de Huesca, monseñor Julián Ruiz. También se han elegido otros cargos como el de vicepriora que previsiblemente será asumido por África Moyano, el de tesorero que será para Jorge Ramón y dos vocales, Chus Gabarre y Lorenzo Arnal (hijo).

Por su parte, Lorenzo Arnal, actual prior, se muestra satisfecho con el trabajo realizado, valora positivamente todos estos años y la ayuda de todas las personas que lo han apoyado en el día a día. Al final de la Asamblea, se ha sorprendido a los cofrades con la exposición de tres carteles que se elaboraron para el XVIII Centenario del martirio de San Lorenzo 1957 – 1958 y que se han recuperado sesenta años después. Estos carteles se expondrán estos días en el baptisterio de la basílica laurentina hasta el final de las fiestas, cuando se trasladarán a la sede de la Real Cofradía de San Lorenzo, con la intención de poder crear un museo laurentino.

Comentarios