Cambiar Aínsa reclama a Levenger un informe sobre los perjuicios causados por el mal funcionamiento de la caldera del colegio

a

La formación Cambiar Aínsa reclama que “cualquier acuerdo” que se tome con la empresa Levenger Energías Renovables, prestadora del servicio de calefacción del colegio público Asunción Pañart, vaya acompañado “de informes técnicos que valoren los perjuicios causados al Ayuntamiento y al colegio por el mal funcionamiento de la instalación”. Su portavoz, Urko del Campo, asegura que en las últimas fechas han conocido que el pasado mes de julio Levenger envió al Ayuntamiento de Aínsa-Sobrarbe una propuesta para la resolución, por mutuo acuerdo, del contrato relativo a la caldera por el que reclama una cantidad de casi 42.000 euros.

Del Campo subraya que “la mala gestión del anterior equipo de gobierno socialista y la dejadez del actual nos han llevado a una situación en la que desde alcaldía ni siquiera se han molestado en preparar elementos y argumentos de peso sobre los perjuicios causados por el mal funcionamiento de la caldera con el objetivo de presentar una contra oferta en una mesa de negociación con Levenger. Una vez más, vamos a pecho descubierto en un tema importante”.

El portavoz de la formación insiste en que desde la instalación de la caldera de biomasa en 2012, “no ha dejado de traer problemas a la comunidad educativa”. “A mediados de diciembre de 2014, el AMPA envió una carta dirigida al entonces alcalde, José Miguel Chéliz, para informarle de que desde el cambio de la caldera y el tipo de combustible, el exceso de calor era tal que había que dar las clases con las ventanas abiertas, una situación que llegó a causar neumonía en varios alumnos durante ese periodo”, afirma Del Campo, que recuerda que el consistorio ha realizado labores de mantenimiento y reparación “que debería haber resuelto la propia empresa”.

Comentarios