En septiembre comenzarán los trabajos de rehabilitación de la muralla

bomberos muralla Huesca caída

El Departamento de Educación, Cultura y Deporte va a iniciar en los próximos días los trabajos de reparación de un tramo de la muralla de Huesca, y que se encontraba en malas condiciones. En concreto, la actuación se llevará a cabo en un tramo ubicado entre los números 40 y 42 de la calle Desengaño, y que se desprendió en el pasado mes de mayo.

Las obras han sido adjudicadas a la empresa PIEDRA CASBI, S.L. por un presupuesto de 54.999,95 euros, IVA incluido, y está previsto que comiencen el próximo mes de septiembre y que finalicen en diciembre.

Gracias a esta reforma, se pondrá fin a patologías presentes en esa zona concreta de la muralla, como son la falta de seguridad estructural, la existencia de intervenciones precedentes desafortunadas (en cuanto a ejecución y/o materiales utilizados), la degradación, erosión, meteorización y arenización de materiales, los tramos que se encuentran con problemas de caídas e inestabilidad, la vegetación parásita y las humedades provenientes del trasdós.

Las intervenciones propuestas consisten en la retirada de materiales existentes al pie de la muralla, la demolición y desmontado de construcciones en el solar superior, vaciado de tierras, consolidación y refuerzo del trasdós, drenaje y relleno del trasdós, consolidación y restauración de la sillería existente en el tramo, y el recrecido y regularización del paramento mediante disposición de sillería de piedra arenisca o revestimiento de revoco de mortero de cal.

Precisamente este mismo año, en el mes de mayo, se produjo el desprendimiento y derrumbe parcial de una tapia existente sobre la muralla en el límite del solar en la calle Desengaño número 40. Se trataba de una tapia constituida por adobas y tapial terroso de escasa calidad constructiva y sin valor arquitectónico, histórico o artístico. El derrumbe arrastró igualmente en menor cantidad otros materiales contiguos como ladrillos cerámicos y piezas de piedra. La causa del derrumbe podría deberse al muy deficiente estado de conservación que presentaba el elemento constructivo y la afección de las precipitaciones caídas. Ahora, las obras que comenzarán en unas semanas ayudarán a reparar estos desperfectos y a mejorar la infraestructura.

Un monumento de interés cultural

La muralla de Huesca fue declarada en el año 2006 Bien de Interés Cultural, categoría de monumento, por el Departamento de Educación, Cultura y Deporte. Actualmente, la única parte conservada de muralla queda situada entre el puente de San Miguel y la Plaza de Toros, en la zona conocida como Trasmuro. Este fragmento incluye también el único torreón conservado, levantado en planta cuadrada y rematado con ménsulas.

La muralla, construida en sillares de arenisca, se compone en sus tramos de época andalusí, de un arranque o zarpa y de un lienzo o muro compuesto por grandes sillares rectangulares colocados a tizón unidos por fino tendel de argamasa.

Entre los años 2008 y 2009 se intervino en un tramo de muralla, coincidente con un aparcamiento localizado entre los números 102 y 106 de la calle Desengaño de Huesca. En los años 2011 y 2012 también se trabajó en otro tramo de 190 metros, entre el número 102 de la calle Desengaño y el colegio San Vicente.

Comentarios