El aeródromo de Santa Cilia "rompe barreras" con una nueva jornada de vuelo adaptado

El Aeródromo de Santa Cilia, instalaciones del Gobierno de Aragón vinculadas a Turismo de Aragón, ha sido escenario de una nueva actividad de vuelo adaptado, esta vez, con un grupo de la asociación Temyqye, con lo que consolida su apuesta por romper barreras y se convierte en un referente en el impulso del vuelo sin motor entre las personas con discapacidad física o movilidad reducida.

En esta ocasión, eran 14 los socios de Temyque (Tengo Esclerosis Múltiple ¿Y Qué?) los protagonistas de la iniciativa. En la jornada, a la que acudían con otros tantos voluntarios, ha estado presente la directora del Instituto Aragonés de la Mujer, Natalia Salvo, que ha destacado la importancia de iniciativas como la que se ha desarrollado hoy en el aeródromo jacetano.

Salvo ha resaltado la apuesta del Gobierno de Aragón por “apoyar y poner en valor esta actividad; creemos que hay que construir el mundo a la medida de todas las personas para garantizar el principio de igualdad efectivo”. “Este tipo de actividades ponen el acento en la visibilidad, pero también en la necesidad de tender puentes y de romper barreras, que son las que se encuentran sobre todo las personas que tienen algún tipo de discapacidad”, ha explicado la directora del Instituto Aragonés de la Mujer.

En concreto, este organismo tiene una línea abierta para trabajar en todos los ámbitos relacionados con mujeres y discapacidad. “Hemos impulsado un protocolo para trabajar sobre todo lo que tiene que ver con violencia de género en mujeres con discapacidad”, ha detallado Salvo, con situaciones “absolutamente invisibilizadas”, y sin olvidar los retos pendientes de accesibilidad y visibilidad. Unas mujeres, las afectadas por algún tipo de discapacidad, que son “las que más acusan el desempleo y la discriminación, que en este caso, es doble”, ha añadido.

Por su parte, el director del Aeródromo de Santa Cilia, Luis Ferreira, destacaba que la jornada de este martes se enmarca en el programa que se desarrolla desde el aeródromo en los últimos años, con unas instalaciones perfectas para esta práctica, un avión adaptado (próximamente se incorporará otro aparato de estas características) y una apuesta por el trabajo en el mundo de la discapacidad que ha llevado a Santa Cilia a ser uno de los pioneros y un referente europeo en este ámbito.

 

Comentarios