Monzón recuerda su protagonismo en la fundación de la Universidad de Zaragoza en su 475 aniversario

La Catedral de Santa María de Monzón acogía la celebración del 475 aniversario de la firma del privilegio fundacional de la Universidad de Zaragoza por parte del emperador Carlos V, que tuvo lugar durante la sesión de las Cortes de la Corona de Aragón, celebrada en 1542 en el templo montisonense. El alcalde, Álvaro Burrell, era el encargado de abrir este acto conmemorativo, en el que se presentaba el libro “Historia de la Universidad de Zaragoza”.

Audio sin título
Audio sin título
Audio sin título
Audio sin título
Audio sin título

Para el Rector de la Universidad de Zaragoza, José Antonio Mayoral, no había un sitio mejor para presentar dicha publicación, ya que en la Catedral de Monzón empezó la historia de esta institución académica.

Por su parte, la consejera de Innovación, Investigación y Universidad del Gobierno de Aragón, Pilar Alegría, agradecía a la universidad que a lo largo de estos casi cinco siglos haya sabido superar todo tipo de situaciones y obstáculos y continúe haciendo gala de esa buena generación de conocimiento.

La Presidenta de las Cortes de Aragón, Violeta Barba, recordaba los debates que se generan habitualmente en la cámara regional sobre el modelo educativo y aseguraba que es un honor formar parte de estas celebraciones, ya que las Cortes Aragonesas tuvieron mucho que ver en la fundación de esta universidad.

Burrell, como anfitrión del acto, agradecía a la Universidad de Zaragoza que haya extendido esta celebración a Monzón y animaba a la gente a que se lean el libro que aquí se ha presentado, por ser una parte importante de la historia de Aragón.

Tras la intervención del alcalde, tomaba la palabra el Decano de la Facultad de Filosofía y Letras, Eliseo Serrano, y a continuación, la Coordinadora del libro, la profesora Concepción Lomba. Acto seguido, el grupo “Héroes Legendarios” ofrecía una representación teatralizada sobre “Las Cortes de Aragón en el siglo XVI”.

El libro

La publicación de Prensas Universitarias de la Universidad de Zaragoza es la primera obra sobre la historia del campus que combina un enfoque diacrónico, con el que se explica la evolución de la institución a lo largo del tiempo desde sus orígenes hasta el año 2015, con una visión de conjunto sobre el patrimonio universitario en todos sus aspectos (patrimonio artístico, arquitectónico y urbanístico, natural y paleontológico, científico-técnico y bibliográfico).

Además, los estudios que conforman la aproximación histórica, escritos por especialistas, constituyen auténticos estados de la cuestión e incorporan las investigaciones más recientes.

También resulta llamativo para el lector de “Historia de la Universidad de Zaragoza” las numerosas y llamativas ilustraciones que contiene que crean un hilo temporal a través del que viajar en el tiempo.

Historia de la Universidad de Zaragoza

La Universidad de Zaragoza tiene su origen en un estudio de artes, creado por la iglesia en el siglo XII, donde se enseñaban gramática y filosofía, y que concedía títulos de bachiller. El 13 de diciembre de 1474 el papa Sixto IV la elevó a la categoría de «Universitas magistrorum», al estilo de la Universidad de París, a solicitud del príncipe Fernando el Católico, entonces Rey de Sicilia. La disposición fue ratificada por el mismo papa en 1476 y por el Rey Juan II de Aragón en 1477.

Sin embargo, el punto de partida real para la Universidad fue posterior. El 10 de septiembre de 1542, el emperador Carlos V, a instancia de los síndicos de Zaragoza, firmaba en las Cortes de Aragón, reunidas en Monzón, un privilegio que elevaba aquel estudio de artes al rango de «Universidad general de todas las ciencias».

Comentarios