Se celebró con éxito el cursillo infantil y juvenil de pesca en Benasque

La localidad de Benasque realizó el cursillo infantil de pesca un año más, con un doble fin, la enseñanza y el perfeccionamiento por un lado y seguir promocionando la pesca deportiva entre los jóvenes aragoneses ribagorzanos. La Sociedad Deportiva La Garchola de Benasque con la colaboración del Departamento de Desarrollo Rural y Sostenibilidad con la cesión de los cotos sociales del área de Benasque por la Dirección General del Departamento, personal técnico de la de la FAPyC y el Ayuntamiento de Benasqueorganizó el curso de iniciación y perfeccionamiento de pesca a mosca con cola de rata y lance ligero para la pesca de la trucha en aguas de alta montaña.

El curso iba dirigido a las categorías infantiles y juveniles de la localidad de Benasque y comarca y debía desarrollarse en dos jornadas, la del sábado y la del domingo solamente por la mañana. En la actividad se dieron clases teóricas y prácticas; ambas fueron impartidas por los monitores en el escenario de pesca. La concentración las dos jornadas, tuvo lugar en el Polideportivo de la localidad.

El sábado el tiempo acompañó a medias, lo que hizo que la actividad de las truchas no fuera muy grande, aun así todos los cursillistas consiguieron capturas,pues a partir de las doce y media dio un cambio radical el tiempo, con un bajón grande en las temperaturasy viento del norte y nieve por la tarde.

Las clases prácticas comenzaron el domingo a las once horas con lo bueno del día y se realizaron en los cotos sociales de Senarta y de Benasque en el río Ésera, igual que el día anterior. La pesca con mosca a boya y con cola de rata fueron las utilizadas y siempre practicando la capturay suelta. La actividad concluyo pasadas las catorce horas. El domingo amaneció despejado en Benasque con algo de viento pero sin molestar en, lo que ayudo para practicar la pesca. El río bajaba en buenas condiciones para pescar a mosca con los peques.

Esta segunda jornada se realizó con gran éxito pues aunque con dificultad fueron saliendo las truchas para satisfacción de los pequeños. Como profesorado y monitores del mismo estuvieron: Francisco Castilla, Juan Blanes Presidente de la Garchola y José Pablo Manau como Técnico nacional de la FAPyC ayudados por jóvenes socios del propio club; que fueron antiguos cursillistas.

Buen trabajo del club La Garchola de Benasque que año tras año no deja de realizar esta labor con los más pequeños para ilusionarlos en este bello deporte en contacto con la naturaleza en unos escenarios privilegiados como los que tiene este valle del Ésera. Todos los participantes se despidieron hasta el año que viene.

Comentarios