La ciudadanía aragonesa recupera la Estación de Canfranc

Estación de Canfranc

La UTE Acciona Construcción, S.A. y Avintia Proyectos y Construcciones S.L.   será la encargada de llevar a cabo las obras para la recuperación de la Estación de Canfranc, al haber sido la única oferta que se presentó al concurso por el cual se procederá a la redacción y ejecución de las obras de la nueva estación y la nueva playa de vías, lo que garantizará la reapertura de la línea ferroviaria al tráfico internacional, así como a la urbanización de la explanada de la Estación, convertida en una gran plaza y a la rehabilitación del edificio de la Estación Internacional con destino a uso hotelero, comercial y demás usos complementarios autorizados en el Plan Parcial.

 

Asimismo la citada empresa será la encargada de gestionar  y explotar el edificio de la Estación Internacional, tal  y como se contempla en los pliegos del contrato. El Consejero de Vertebración del Territorio del Gobierno de Aragón, José Luis Soro, ha señalado: “La ciudadanía aragonesa recupera la Estación de Canfranc tras años de olvido y abandono; por fin la explanada volverá a llenarse de vida. Canfranc hoy es una realidad”.

El coste total de las actuaciones asciende a 27 millones de euros, que se reparten de esta forma

Construcción futura estación . 2.246.000 euros

Construcción nuevo haz de vías 5.280.000 euros

Ejecución obra de urbanización 6.401.000 euros

- Rehabilitación de la estación 13.029.000 euros

Las obras está previsto que se inicien en el tercer trimestre del próximo año. La futura estación y el nuevo haz vías serán los primeros trabajos . La urbanización integral y la rehabilitación del edificio de la estación comenzaría en el tercer trimestre del 2019. En la segunda aprte del año 2021 está previsto que todos los trabajos estén terminados.

Soro ha explicado que “se trata de un proyecto de una gran dimensión humana y que respeta la Estación de Canfranc en su conjunto; es un acto de amor. Canfranc es parte de la identidad colectiva del pueblo aragonés, porque representa los anhelos y la lucha de todo un pueblo”.

 

El consejero ha indicado, por último, la dificultad del citado contrato, ya que las empresas que optaran al mismo precisaban de una triple clasificación (edificaciones, ferrocarriles y restauración de bienes inmuebles histórico-artístico), así como de experiencia demostrada en la explotación de establecimientos hoteleros.

Comentarios