Balance final de los portavoces municipales tras el debate sobre el estado de la ciudad

Pleno Ayuntamiento Huesca

Los grupos políticos, al término del primer Debate sobre el estado de la ciudad de Huesca, coincidían en la necesidad de revisar el modelo de debate para próximas ocasiones, corrigiendo posibles errores que se hayan podido cometer. El pleno finalizaba con la sensación de que unos y otros desean trabajar por la ciudad, y con el ofrecimiento, incluso, de apoyar las cuestiones de mayor calado que deban salir adelante.

El portavoz de Ciudadanos, José Luis Cadena, era crítico al asegurar que no le había gustado el formato, y que el debate no había aportado nada, ya que Huesca sigue sin un sentido de ciudad como tal.

Pedía, además, que en el próximo debate se presenten proyectos que ilusionen a los ciudadanos, algo que en éste no se ha visto. Pedía incluso la redacción de un Plan Director para Huesca. Y añadía que estarán en todo lo que sea bueno para la ciudad.

Al portavoz del PP, Gerardo Oliván, le quedaba claro el estado de la ciudad, tras el diagnóstico de todos los grupos, pero no tenía claro su futuro porque, decía, no se conocía ninguna propuesta del alcalde, a quien reprochaba que no quisiera debatir con el principal grupo de la oposición.

El concejal popular decía que Huesca es una ciudad sin alegría y sin proyecto de futuro, en contraposición con el optimismo, participación y audacia que mostró en los años en que gobernó el PP.

Oliván proponía recobrar la ilusión de un proyecto estratégico para Huesca. Por ello, ofercía al alcalde apoyo para gobernar en libertad, en beneficio de todos, a través de pactos o acuerdos.

Mary Romero, portavoz de Aragón sí Puede, terminaba contenta porque se había hablado de todo, a pesar de que el formato habrá que revisarlo o concretar más los temas, o incluso esperar al final del mandato para hacer un balance general. Entendía que se ha realizado un ejercicio interesante de rendición de cuentas pública, defendiendo la labor del equipo de gobierno.

Romero destacaba que la llegada de su formación al consistorio tenía como objetivo cambiar el modus operandi de la ciudad, algo en lo que están trabajando.

Pilar Novales, portavoz de Cambiar Huesca aseguraba que estaría más satisfecha si el debate hubiera servido para contrastar modelos de ciudad entre equipo de gobierno y oposición. Consideraba que su obligación era explicar la gestión que están haciendo, por ello hacía hincapié en su trabajo en desarrollo y empleo, servicios sociales y medio ambiente.

Novales añadía que van a seguir trabajando en las cuestiones que son su responsabilidad.

Y Teresa Sas, portavoz del PSOE, reconocía que éste era el primer debate y que, tras analizarlo, habrá que introducir mejoras. Además, indicaba que no pueden ser autocomplacientes porque todavía queda mucho trabajo por hacer, pero se mostraba satisfecha del trabajo del tripartito.

Finalmente, Sas agradecía el ofrecimiento de los grupos de la oposición, al término de la sesión, de contribuir a pensar y apoyar un proyecto para la ciudad, o en objetivos que pueden ser comunes y que todos plantean con la mejor intención, porque todos desean una ciudad mejor.

Comentarios