El comercio y el sector de la cultura sugieren sinergias para hacer de Huesca un gran proyecto

Huesca ciudad

El debate del estado de la ciudad en Huesca dejó muchos titulares esta misma semana. Las voces de los representantes municipales mostraban las posturas de las distintas formaciones políticas. Distintos colectivos suman su granito de arena al intento de construir un proyecto de ciudad que logre las necesidades de los vecinos, comerciantes y empresas y sobre todo aproveche el potencial que tiene esta localidad. Así es como lo defiende, por ejemplo, la Asociación de Comerciantes de Huesca. Su presidenta Ana Isabel Claver habla de “un diamante en bruto, que falta tallar”.

Qué duda cabe que para potenciar el tejido económico y empresarial y potenciar el sector turístico es necesario contar con una serie de servicios que cumplan con las necesidades de una ciudad de la magnitud de la capital altoaragonesa. En el ámbito cultural, cumple las expectativas con creces, con una oferta “muy amplia y de gran calidad”, tal y como sostienen los programadores culturales del ámbito privado y público. Sin embargo, “siempre se puede mejorar”, apunta Rubén Moreno, gerente del teatro Olimpia, y la clave está en coordinar una oferta cultural conjunta.

Desde el punto de vista urbanístico habría muchos puntos que abordar. El centro de la localidad es quizá al que más tiempo y esfuerzo se dedican. Por eso desde los barrios periféricos, como el Perpetuo Socorro piden mayor implicación. Aseguran estar “necesitados de obras”, como por ejemplo, en este caso, una escuela infantil de cero a tres años, impulsar el centro de salud para la zona y revisar y actuar en el acerado y arbolado.

Una ciudad en el siglo XXI debe estar adaptada a todos. Para ello la accesibilidad es una de las cuestiones que más se han abordado en los últimos años, especialmente a raíz de la peatonalización. Desde la Coordinadora de Asociaciones de Discapacitados Cadis, su presidente Francisco Ratia, indica que el objetivo es que a final de esta legislatura el cien por cien de los pasos de cebra del casco urbano sean accesibles, únicamente falta un 20% por adaptar.

Comentarios