El PSOE insta al Gobierno a impulsar las obras de restitución a los municipios afectados por el embalse de Montearagón

El Grupo Parlamentario Socialista ha registrado en el Congreso de los Diputados una Proposición No de Ley en la que insta al Gobierno a que, con carácter urgente, impulse con la adecuada dotación presupuestaria, todas las actuaciones contenidas en el Plan de Restitución Territorial por el embalse de Montearagón o encomiende al Gobierno de Aragón su ejecución con la transferencia de los fondos precisos.

El diputado por Huesca Gonzalo Palacín denunciaba que el gobierno central viene ignorando año tras año la inclusión de partidas en los presupuestos para dotar adecuadamente el plan y permitir la ejecución de las actuaciones.

Según Palacín, el Gobierno tiene “una asignatura pendiente y una deuda histórica con el territorio afectado por el embalse”, apuntaba y se refería a la importancia social y económica que esta zona tenía para los vecinos de los municipios afectados. De ahí, que se deba acometer un plan de restitución que incluya obras, actuaciones y compensaciones para estos municipios, entre las que figuran los caminos de Barluenga, San Julián de Banzo y Chibluco o los accesos a Apiés y Fornillos, que actualmente son por sendas estrechas que dan servicio a otras instalaciones de interés supramunicipal como el vertedero o la planta de tratamiento de envases, que suponen una comunicación más directa desde Huesca con el Parque Natural de Guara.

Palacín explicaba que cada año de retraso “agrava la situación y supone el aplazamiento de unas acciones que además de ser una demanda legítima por el impacto que supone la construcción del embalse, constituyen un apoyo al bienestar y al desarrollo de los territorios afectados”.

Hay que recordar que el Plan de Restitución fue aprobado definitivamente por el Ministerio de Medio Ambiente en 2005, hace doce años. Contempla trece líneas de actuación, entre caminos, carreteras, abastecimientos, alumbrado, depuración, patrimonio, servicios locales y revegetación. El presupuesto total era de casi 30 millones de euros con un plazo de ejecución de dos años.

A día de hoy, desde el PSOE recuerdan que ni el embalse ha entrado en servicio a expensas de las pruebas de seguridad o puesta en carga y de las conexiones de suministro necesarias ni tampoco se ha avanzado en la restitución territorio a pesar de que las afecciones ya se han producido.

Comentarios