Lambán: "El ministro o es tonto o toma por tontos a los aragoneses"

El conflicto entre el Gobierno central y el Ejecutivo aragonés por los bienes de Sijena se sigue enquistando. El presidente de Aragón, Javier Lambán arremete contra el ministro de Cultura Méndez de Vigo por sus declaraciones este viernes asegurando que desconocía que la Generalitat de Cataluña hubiera presentado un recurso de reposición a la sentencia que ordena la devolución de los bienes al Monasterio sijenense. Dijo que se trataba de un error de los funcionarios y ordenó retirarlo.

Al mismo tiempo advirtió de que autorizaría un recurso de casación ante el Tribunal Supremo, si la Generalitat de Cataluña lo presentara, puesto que la sentencia no es firme. Esto ha descolocado totalmente a la consejera de Cultura aragonesa, Mayte Pérez, a Villanueva de Sijena y, al fin y al cabo a todos los aragoneses, puesto que el propio Méndez de Vigo decía hace unas semanas que “las sentencias se tienen que cumplir”. El propio presidente del Gobierno de Aragón, Javier Lambán, era muy contundente este sábado en la ciudad de Huesca indicando que esto refleja que el Ejecutivo Central se posiciona claramente por los intereses de Cataluña. La tensión social se incrementa también por momentos en las localidades de la franja. Desde diversas instituciones públicas catalanas amenazaban a raíz del regreso de los bienes de Sijena con dejar de prestar servicios sanitarios a las localidades aragonesas que, por cercanía, requieren el uso de sus infraestructuras sanitarias. Lambán considera que este tipo de advertencias está fuera de lugar porque las relaciones, en líneas generales, entre ambas comunidades vecinas son excelentes y “las aguas volverán a su cauce”, pero también apostillaba que Aragón “no cederá ni un centímetro en los referente a los bienes” porque “las pretensiones de los aragoneses son legítimas”.

Comentarios