Los valles de Sobrarbe, Aure y Louron invertirán dos millones de euros en crear un destino turístico

El territorio conformado por la Comarca del Sobrarbe y los valles franceses de Aure y Louron va a trabajar conjuntamente en los próximos tres años para crear un único destino turístico mediante el proyecto Dusal, dotado con 1.999.287 euros, el 65% de ellos aportados por fondos Feder de la Unión Europea.

El proyecto hereda la estrecha relación de los habitantes de los tres valles desde hace siglos, que se ha potenciado aún más con la mejora de la comunicación carretera a través del Tunel Bielsa-Aragnouet.

El Ayuntamiento de Ainsa, que coordinará el proyecto, acogía la firma del acuerdo en el que también participan como socios los Ayuntamientos de Boltaña y Bielsa, la Comarca de Sobrarbe, la Reserva de la Biosfera Ordesa Viñamala, la Asociación Empresarial Turística del Sobrarbe y Asociación Empresarial Zona Zero. Y por parte francesa, los Ayuntamientos de Aragnouet y Saint-Lary-Soulan, Arreau, Aure y Aulon, y valle de Louron, entre otras instituciones.

Los impulsores del proyecto destacan que el turismo y la economía de los territorios de montaña presentan nuevos como “el cambio de demanda de los visitantes, que se mueven cada vez más por el que hacer y no tanto por el dónde hacerlo; la globalización que les ofrece destinos de montaña lejanos con comunicaciones rápidas y asequibles; la digitalización que nos enfrenta a saber comunicar nuestra oferta y gestionar nuestras reservas a través de procesos on line; la desestacionalización y el impulso al sector agroalimentario”.

El proyecto se articula en dos grandes bloques de acción: la creación de un destino turístico único y la creación de productos turísticos transfronterizos conjuntos.

La acción de creación de destino actúa sobre las oficinas de turismo mejorando sus infraestructuras e integrando sus sistemas de comunicación para ofrecer información del territorio con independencia de la ubicación.

Una de las acciones de partida es el turismo de bicicleta, se potenciará de forma conjunta Zona Zero y también se atraerá al Sobrarbe el cicloturismo de carretera tan arraigado en los valles de Francia por el concepto Tour de France.

La oferta invernal es otra de las líneas de acción, a la ya tradicional oferta de alojamiento en Sobrarbe y esquí en Francia se le une la potenciación de todos los recursos invernales del territorio, potenciado la nieve “clásica” en los valles franceses y poniendo en valor los recursos invernales del Sobrarbe: espacio nórdico Pineta, escalada en hielo y raquetas.

Comentarios