Damián Iguacen, obispo emérito de Tenerife: 102 años de servicio a la Iglesia

Don Damián Iguacen Borau cumple 102 años el próximo lunes 12 de febrero. Obispo emérito de Tenerife, es el prelado de más edad de España y uno de los más longevos de toda la Iglesia católica. Se formó como sacerdote en Huesca, conserva su lucidez y sigue recibiendo numerosas visitas a diario mientras hace honor a su lema: “Creer en Dios, esperar en Dios y amar a Dios”. Una eucaristía este lunes 12 de febrero a las diez de la mañana en la capilla del Hogar Padre Saturnino López Novoa, donde reside, servirá para celebrar su aniversario.

Nació en Fuencalderas, provincia de Zaragoza, en 1916 y ha sido obispo de Barbastro, de Teruel y de Tenerife. Fue ordenado sacerdote del presbiterio de Huesca por Monseñor Lino Rodrigo Ruesca el 7 de junio de 1941. Fue párroco en diversas parroquias en la diócesis de Huesca, de 1941 a 1944. Sus primeros pasos sacerdotales los dio en Ibieca, Aguas, Liesa, Panzano y Santa Cilia, en la zona de Úrbez, en Torla, Fragen, Víu. Trabajó como vicerrector del Seminario de Huesca, de 1944 a 1948. Fue consiliario de Jóvenes y Mujeres de Acción Católica entre 1950 y 1969 y párroco de san Lorenzo de Huesca, entre 1955 y 1969.

Ha dedicado gran parte de su vida a impartir ejercicios espirituales en la península y las islas, en Cuba, Argentina, Brasil, Italia y Francia. Además, ha impulsado y promovido muchas iniciativas en ámbitos como la educación prematrimonial, la juventud, los enfermos, o el patrimonio cultural de la Iglesia.

Fue párroco en diversas parroquias en la diócesis de Huesca, de 1941 a 1944. En 1969 recibió el encargo de administrador apostólico de Huesca, y fue nombrado obispo de Barbastro, el 11 de octubre de 1970, hasta que en 1974 fue llamado a la diócesis de Teruel. En 1984, fue nombrado obispo de Tenerife, diócesis a la que sirvió hasta el 12 de junio de 1991, cuando la Santa Sede aceptó su renuncia y pasó a ser obispo emérito. En la Conferencia Episcopal Española perteneció a la Comisión Episcopal de Liturgia, de 1972 a 1981. De 1984 a 1993 presidió la Comisión de Patrimonio Cultural. Entre 1975 y 1978, formó parte de la Comisión para la Vida Religiosa y volvió a formar parte de la misma de 1981 a 1984.

Comentarios