Paseando bajo los almendros

Este domingo se celebra la tercera edición de la caminata Flor del Almendro en Ayerbe y que ha cerrado sus inscripciones con un record de participación, 1000 personas. Esta cita, que mezcla deporte, naturaleza y cultura, cuenta con dos recorridos diferentes donde se disfrutará de un entorno espectacular, a los pies de la sierra de Loarre y su castillo, con grandes vistas hacia el pantano de las Navas, los picos prepirenaicos, el Moncayo a lo lejos o la sierra de Santo Domingo con los mallos de Agüero.

La caminata larga será de 25 kilómetros con un desnivel de 350 metros y la caminata corta, de 12 kilómetros, prácticamente llana.

Los recorridos se desarrollarán por el entorno de Loarre y Ayerbe, unas de las zonas consideradas como las más bonitas de España y, como señalaba Roberto Oros, alcalde de Loarre, “puede servir como un motivo más para que la gente visite el entorno”.

El incremento de los participantes ha ido creciendo en los últimos años y ha pasado de los 450 en 2016 a los 750 de 2017 hasta llegar al millar de esta.

Desde la organización muestran su satisfacción por la buena respuesta por parte de los andarines y ya están trabajando sin descanso, para preparar el evento de la mejor forma posible y poder atender a la perfección a los participantes.

La Asociación Deportiva Padelante y el Ayuntamiento de Ayerbe cuentan con un equipo de más de 60 voluntarios que colaborarán durante el fin de semana, en tareas de montaje de infraestructuras, acreditaciones, avituallamientos, comida, información, guardaropas, seguridad, asistencia en carrera.

Durante toda la jornada, en el pabellón polideportivo Everest, habrá un stand informativo con los proyectos de promueve la ONG oscense Entarachén Vols, además de contar con la posibilidad de colaborar económicamente para su proyecto “Luces por Etiopía”, mediante algún donativo de fila 0.

Comentarios