Acuerdo para crear un Grupo de Coordinación Provincial de Bomberos

Vicente Guillén Miguel Gracia

Los actuales jefes de parques de bomberos y un representante de la Diputación Provincial de Huesca conformarán un equipo para la puesta en marcha de un operativo provincial de Servicio de Prevención y Extinción de Incendios y Salvamento

. Es el resultado del encuentro que mantenían este jueves Gobierno de Aragón, DPH y comarcas altoaragonesas para abordar fórmulas de gestión hasta que el futuro consorcio sea una realidad.

El principal objetivo es que todos los equipos técnicos que actualmente funcionan en la provincia para desarrollar este servicio se aúnen en una unidad de acción. Entre sus funciones, destaca la de estudiar la plantilla actual de efectivos y plantear la necesidad de aumentarla de manera paulatina.

Este Grupo de Coordinación Provincial de Bomberos es el órgano que se encargará de dar las directrices necesarias durante el trance hasta que la DPH asuma la gestión directa a través de un consorcio o con un servicio propio. Es decir, hasta entonces, deberá gestionar los recursos humanos y técnicos con los que cuenta el territorio, y decidir un plan de protocolo para las actuaciones que se realicen.

Una de las claves de la creación de este grupo es que agrupa la representación de bomberos profesionales, tanto contratados como a tiempo parcial, los trabajadores municipales o comarcales y los voluntarios. He aquí uno de los puntos de mayor disputa en el sector desde el comienzo de este año, con el decreto que establece que la organización debe estar dirigida por bomberos profesionales y los parques con voluntarios deben ceñirse a las directrices de aquellos para actuar.

Desde la DPH consideran que los efectivos voluntarios deben continuar ejerciendo labores, entre otros motivos por el "boquete" de personal que existe en el Alto Aragón para este servicio.

El Gobierno de Aragón se pronuncia en el mismo sentido. El consejero de Presidencia, Vicente Guillén, defiende que el decreto únicamente regula la actividad de Protección Civil, porque las labores de bomberos voluntarios se rigen por la denominada como Ley del Fuego.

El Ejecutivo autonómico apoya económicamente las iniciativas que desarrolle la DPH para la puesta en marcha de ese futuro servicio provincial de bomberos, pero además los representantes del Gobierno de Aragón han invitado a los presidentes comarcales a formar asociaciones de bomberos voluntarios en sus territorios.

La constitución de este grupo exige la firma de un convenio entre la institución provincial, las comarcas y los ayuntamientos para que cedan su parte de autoridad territorial en esta materia al Grupo de Coordinación Provincial de Bomberos.

Este acuerdo es un paso más hacia la creación de un servicio provincial de Prevención y Extinción de Incendios. Se produce después de que el pasado 1 de febrero se creara una comisión especial para el estudio y elaboración de este servicio.

Comentarios