El Homenaje a Guillem de Mont-rodón se promociona en Las Bodas de Isabel de Segura

El pasado fin de semana, una delegación montisonense participó en Teruel en el evento de recreación histórica “Las Bodas de Isabel de Segura”. Por cuarto año consecutivo, los templarios de Monzón, encabezados por Guillem de Mont-rodón, y el niño rey Jaime I se sumaron al festejo. En mayo, un grupo de turolenses devolverá la visita en las fechas del Homenaje a Mont-rodón.

Viajaron a la capital turolense 50 personas entre “Los Donzaineros de Monzón” miembros del grupo teatral “Trotamundos” y la banda de bombos y tambores “Ixordadors” y dos representantes del Ayuntamiento.

Tuvieron papel en la concentración de la Mesnada Real con Jaime I, Ramón Berenguer y los Templarios de Monzón y en el desfile de vasallaje y ofrendas de los grupos de la villa ante el rey Jaime I (el viernes), en el Torneo del Rey, la entrada de las tropas de Aragón y la llegada de Juan Diego de Marcilla (el sábado) y en la comitiva de los funerales de Diego de Marcilla, las exequias fúnebres de Diego y la muerte de Isabel (el domingo).

El concejal de Turismo, Adelardo Sanchis, valoró el desplazamiento desde dos puntos de vista: la promoción del Homenaje a Mont-rodón en el principal evento de recreación histórica que se hace en Aragón y, por otro lado, el “aprendizaje” de los técnicos municipales en el sentido de vivir experiencias y captar ideas de cara a la organización de la fiesta templaria de Monzón.

“El Ayuntamiento hace un esfuerzo importante financiando esta expedición, y creo que hay retorno, pues en Teruel se dan cita miles de personas que ven a nuestros templarios y se interesan por Mont-rodón. Realmente, mandamos un grupo muy digno que se hace notar, tanto por la vestimenta como por el sonido de bombos, tambores y dulzainas”, comentó.

La prensa turolense destacó la participación de los montisonenses durante cuatro años consecutivos, así como el alto número de actores y músicos, y el paralelismo cronológico entre el episodio de Diego e Isabel y la estancia del niño Jaime en el castillo de Monzón.

Comentarios