solidaridad 

200 escolares de Huesca en situación de vulnerabilidad han vuelto a clase con nuevo material escolar gracias a la Fundación ”la Caixa”

Material entregado por la Caixa
Material entregado por la Caixa

Ante las grandes dificultades generadas por la pandemia, la Fundación “la Caixa” y CaixaBank, a través de su Acción Social, colaboran conjuntamente y destinan este año un total de 126.512 kits de material escolar a niños, niñas y adolescentes en situación de vulnerabilidad de toda España, 200 de los cuales se han entregado a menores escolares de Huesca.

La distribución de los kits escolares se ha realizada a través de tres entidades locales, Cruz Blanca Huesca, Cruz Blanca Fraga y Caritas Diocesana Huesca. Son las entidades sociales que trabajan en el territorio, las que tienen el pulso de la situación de los menores en exclusión, establecen los criterios y gestionan la entrega del material, para que ningún escolar oscense se quede sin los recursos para la vuelta al cole.

CaixaProinfancia, el programa de la Fundación ”la Caixa” dirigido a hogares en situación de vulnerabilidad suma esta acción a las ayudas que durante el curso proporciona a más de 60.000 menores de toda España en forma de diferentes servicios de refuerzo educativo, ocio y tiempo libre, talleres y asistencia psicológica, así como de material escolar, gafas y alimentación.

Las consecuencias de la pandemia impactan directamente en las familias más vulnerables, dificultando a sus hijos e hijas un acceso normalizado a la educación y a los diferentes recursos y materiales educativos necesarios en cada caso. Esta situación hace más necesaria que nunca la acción en torno a la vuelta al cole que cada año impulsan la Fundación ”la Caixa” y CaixaBank.

El Papa Francisco y Sor Lucía con una mochila de la Vuelta al Colegio de la Fundación "La Caixa"
El Papa Francisco y Sor Lucía con una mochila de la Vuelta al Colegio de la Fundación "La Caixa"

Con tres modalidades distintas para adaptarse a cada ciclo educativo (preescolar, primaria y secundaria), los kits están formados por una mochila y un contenido que varía para cada franja de edad y que puede incluir un estuche (con bolígrafo multicolor, lápiz, goma y sacapuntas), lápices de colores, rotuladores fluorescentes, una libreta A4, un juego de reglas, un compás, una calculadora científica y fundas archivador ecológica.

Estos lotes se han distribuido por las más de 400 entidades sociales de todo el país que desarrollan el programa CaixaProinfancia en sus territorios, con la implicación de centros educativos, administraciones públicas y la red de oficinas de CaixaBank, la más extensa del sector en España