medio ambiente

Análisis de las propuestas de los caminos escolares con la comunidad educativa

Durante el mes de mayo, se están celebrando sesiones de contraste en todos los centros

Monzón 3 y Mor de Fuentes
Monzón 3 y Mor de Fuentes

Una vez finalizado el proceso de recogida de aportaciones por parte de los escolares, familias, vecinos, miembros del CLIA…, la Concejalía de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Monzón ha comenzado las sesiones de contraste en los centros educativos de la ciudad. Reuniones con representantes de la comunidad educativa en las que se analizan las propuestas que afecta al entorno de los colegios e institutos y se valoran los recorridos de los caminos escolares.

Técnicos municipales y de la empresa Inteligencia Colectiva han comenzado estas sesiones de contraste que, a lo largo del mes de mayo, les llevarán por los siete colegios de primaria y secundaria para estudiar, junto con los centros y las AMPA, los resultados obtenidos y proponer, a partir de ellos, las rutas más adecuadas que deben seguir los caminos escolares para que los alumnos puedan llegar a los centros con seguridad. Una vez que hayan definido las rutas, la Policía Local analizará con el resto de técnicos municipales su viabilidad y se estudiará su implantación.

A lo largo de los más de tres meses que ha durado el proceso, se han recogido un total de 448 aportaciones para el diseño de los caminos escolares a través del portal municipal www.caminoalcole.org/monzon. Por edades, las más numerosas procedían de estudiantes de primaria mientras que por categorías, los mayores porcentajes los concentran el propio diseño de los caminos escolares y la utilización de las bicicletas en los mismos.

Ésta es una de las tres actuaciones de las Medidas a corto plazo del Plan de Movilidad Urbana Sostenible de Monzón (PMUS), subvencionadas por el Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE), dentro de la línea de ayudas a proyectos de Economía Baja en Carbono, cofinanciada por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER).

Este proyecto se acoge a la línea de ayudas a proyectos de Economía Baja en Carbono, promovidos por entidades locales, cofinanciada por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER), de la Unión Europea, bajo el lema “Una manera de hacer Europa”, y gestionada por el IDAE, adscrito al Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, con el objetivo de conseguir una economía más limpia y sostenible. Además, responde al compromiso adquirido por el Ayuntamiento en su adhesión al Pacto por las Alcaldías.