desescalada 

Barbastro pasa a la Fase II con total normalidad

Comercios, bares y restaurantes apenas registran cambios al margen de contar con algunos clientes más

desescalada barbastro
Imagen de las calles de Barbastro en la Fase II de la desescalada.

La ciudad de Barbastro se ha despertado en la Fase II sin aparentes cambios. Muchos de los establecimientos que han levantado la persiana ya lo hacían la pasada semana, pero sí que se han notado cambios en cuanto a la afluencia de personas y en el ánimo, sobre todo, en el sector de la restauración que desde hoy pueden abrir sus bares y restaurantes al margen de las terrazas.

Esta es la voz de algunos protagonistas. ENTRA CORTE COMERCIOS DESESCALADA

Una buena noticia que también obliga a extremar las medidas de seguridad y limpieza en aquellos establecimientos que sí están abiertos. Muchos otros, sobre todo, restaurantes sin opción a terraza u hoteles tienen prevista su apertura para el mes de junio, en una fase posterior de la desescalada puesto que las medidas restrictivas como el aforo del 50% en la actualidad no les beneficia económicamente.


Algunos restaurantes todavía no abrirán sus puertas. Escuchamos a sus propietarios. ENTRA CORTE COMERCIOS DESESCALADA 2

La Fase II llega a Barbastro con aparente normalidad.
Las calles apenas han modificado su aspecto.
Algunos restaurantes esperan poder abrir sus puertas en junio.
Los hoteles más importantes de Barbastro se mantienen cerrados.
Los bares han visto como aumentaba su clientela.
La nueva fase apena ha incidido en la normalidad que registran las calles de la capital del Vero.

Tiendas de alimentación, de ropa y de servicios también inician semana con un poco más de sosiego tras los nervios vividos en las primeras jornadas de apertura. Ahora añaden que han cogido el tranquillo a las medidas de seguridad y también de limpieza con la utilización de hidrogeles, guantes y también de equipos de purificación y limpieza de establecimientos.

Algunos comercios como ópticas o panaderías no han parado a pesar de la crisis de la covid-19.
Han vivido el proceso al completo y ahora admiten que poco a poco se va volviendo a una normalidad relativa en la que los clientes vuelven a acudir a los comercios para realizar sus compras, al margen de las urgencias, y lo hacen con la vista puesta en el futuro, en las sucesivas fases de la desescalada y en el verano que ya asoma a la vuelta de la esquina.

Comentarios