monzón

‘Desafío Solidario 3.404 AMO’: Misión cumplida

La expedición llevaba  hasta la cruz del Aneto la pañoleta  y la pulsera de conexión autismo saliendo desde Monzón en bici

Desafío Solidario 3.404 por el autismo y otros trastornos
Desafío Solidario 3.404 por el autismo y tros trastornos
Desafío Solidario 3.404 por el autismo y tros trastornos
Desafío Solidario 3.404 por el autismo y tros trastornos
Desafío Solidario 3.404 por el autismo y tros trastornos
Desafío Solidario 3.404 por el autismo y tros trastornos
Desafío Solidario 3.404 por el autismo y tros trastornos
Desafío Solidario 3.404 por el autismo y tros trastornos

Más de 24 horas después de partir de la Plaza del Conservatorio de Música de Monzón, volvían los integrantes del “Desafío Solidario 3.404” a favor de la Asociación de Autismo y otros Trastornos de la Zona Oriental (AMO). En ese mismo lugar, les esperaban amigos, familiares, curiosos y miembros de la Asociación para aplaudirles, abrazarles y agradecerles el esfuerzo realizado.
Una expedición que llegaba a Llanos del Hospital de madrugada, tras 120 kilómetros en bicicleta, y ,de noche, iniciaban el ascenso al Aneto coronándolo a las 10:42h del sábado. Se habían comprometido  llevar hasta la cruz la pañoleta de la Asociación y la pulsera de conexión autismo a lo más alto del Pirineo y lo conseguían. La AMO lo celebraba en las redes con una foto y un texto que decía “ la expedición Desafío Solidario corona el Aneto al 100% de entusiasmo. CRACKS. Rompamos juntos las barreras del autismo. AMO.”

Por supuesto, que cuándo llegaban a Monzón recibían ese abrazo de la Asociación que es consciente de la importancia de actos como este para visibilizar el autismo.
Durante la espera, la Asociación explicaba su labor y proyectos,como el equipamiento de la sala multidisciplinar en la Residencia de Deportistas.
El trabajo y la dedicación de las personas que integran la Asociación transciende, como reconocía Mamen Espías de la organización,  que gracias a esta nueva edición del Desafío, tenía la oportunidad de conocerlos más a fondo.
José Ramón Villa, uno de los integrantes de la expedición y alma mater del proyecto, se comprometía a llevar a lo más alto posible el nombre del autismo, y aunque visiblemente cansando, se mostraba muy contento por haber conseguido el objetivo.
El alcalde la ciudad, Álvaro Burrell, tal y como hiciera en la salida, estaba también en la llegada para agradecer el gesto del Desafío y el trabajo de la Asociación.

Sin duda, que este grupo de deportistas, ya están pensando en una nueva edición donde volverán a hacer algo muy importante por una asociación.

Comentarios