literatura

El Encuentro Pirenaico de Género Negro de Villanúa ha contado con una buena asistencia

En el encuentro Villanoir se ha explicado por qué triunfa y cada vez está más presente el “true crime

Mesas redondas de Villanoir 2021
Mesas redondas de Villanoir 2021

VillaNoir, el Encuentro Pirenaico de Género Negro de Villanúa, ha celebrado su jornada central con cuatro interesantes mesas, en las que, entre otras, se ha explicado por qué triunfa y cada vez está más presente el “true crime”, un subgénero basado en hechos y acontecimientos reales. Según la criminóloga Paz Velasco de la Fuente, “porque nos interesa saber qué motiva a los criminales a actuar así, qué buscan”. También se ha debatido sobre los jóvenes y por qué en nuestro país dejan de leer a partir de la adolescencia o cuál es el estado de la industria del cómic y el papel que juegan guionistas y dibujantes en la misma. Temas que han atraído la atención de un público participativo y que ha llenado el aforo establecido en casi todas las sesiones.

VillaNoir, el Encuentro Pirenaico de Género Negro de Villanúa, comenzó con el original concierto que ofreció Maddison Park. El cuarteto de jazz de Zaragoza protagonizó un recital en el que música y texto, relatos cortos de carácter criminal ambientados en los clubes de Nueva York de los años 50, escritos por Ricardo Bosque, director de VillaNoir, fueron de la mano y sorprendieron a un público que llenó la terraza acristalada del albergue de Villanúa que acoge este año las actividades de VillaNoir, salvo las infantiles.


El cómic ha completado la mañana del sábado , con una divertida mesa en la que se ha realizado una “autopsia al género”, como ha explicado la moderadora Cristina Hombrados.

La tarde comenzaba con la mesa redonda titulada “Primeros crímenes. Primeros lectores”. Moderada por Rita Piedrafita y con Sergio Vera, Fernando Lalana y Miriam Stolisky (Miriam Julián), se ha analizado cómo los jóvenes acceden a sus primeras lecturas, casi siempre a través de novelas de misterio, y por qué en nuestro país dejan de leer en la adolescencia. “Tiene otras opciones de ocio más entretenidas para ellos y hay que destacar que la lectura es una actividad individual, cuando ellos están en una edad muy social”, ha señalado Fernando Lalana.

En su opinión de la bibliotecaria uno de los problemas es que “muchas veces los padres o profesores intentan dirigirles en exceso y no les dejan la opción de elegir; precisamente el adolescente busca libertad y no se la damos”.

La segunda mesa “La cruda realidad: crímenes reales y literatura de no ficción”, con Paz Velasco de la Fuente, Rafael Guerrero y Bea Osa, moderados por Carlos Quílez, han analizado el “true crime”, un subgénero cada vez más presente y con mayor éxito.

El domingo el público infantil cerrará VillaNoir con el juego de cluedo “Quien mató al Capitán Wagner”. Una propuesta que ya se ha realizado otros años y que, organizada por El Club de las Charradas,