EDUCACIÓN

El PAR presenta 35 enmiendas a la "ley Celaá"

Lamentan que no se haya aceptado la propuesta de los senadores regionalistas de habilitar el mes de enero para realizar comparecencias

Clemente Sánchez-Garnica, senador del PAR
Clemente Sánchez-Garnica, senador del PAR

El Partido Aragonés (PAR) ha presentado un total de 35 enmiendas en el Senado a la reforma de la Ley Orgánica de Educación (LOMLOE), más conocida como "ley Celaá", que "nace con fecha de caducidad" y "sin diálogo" y con las que se pretende mejorar el texto, la vida escolar y el aprendizaje de los alumnos y alumnas.

El senador autonómico Clemente Sánchez-Garnica Gómez ha presentado las enmiendas que el PAR ha consensuado y trabajado conjuntamente con los representantes del Partido Regionalista Cántabro (PRC), la Agrupación Socialista Gomera (ASG) y Unión del Pueblo Navarro (UPN) en la Cámara Alta.

wer

Sánchez-Garnica ha incidido en que la iniciativa es "coherente" con los postulados educativos que "siempre" ha defendido su formación y ha insistido en la necesidad del "máximo consenso" para realizar una reforma "de este calado".

"Una reforma legal del calado que tiene la educación en este país necesita que sea consensuada por todos. La clave para mejorar el rendimiento académico y disminuir los índices de abandono y de fracaso escolar es el consenso y que perdure en el tiempo. Y esta ley nace con fecha de caducidad", ha declarado.

Por ello, el senador autonómico ha lamentado que no se haya aceptado la propuesta de los senadores regionalistas de habilitar el mes de enero para que hubiese comparecencias, lo que conlleva que las enmiendas, cuyo plazo de presentación concluye el próximo día 15, se debatan el día 18 y que el pleno de aprobación sea el 23. Asimismo, ha apuntado que el Ministerio aún no ha explicado la ley a las Comunidades Autónomas, con las que se reunirá el día 14.

"No se nos ha dado opción a que haya comparecencias, porque dicen que ya las hubo en otras legislaturas. Esto es una mera excusa. Estas prisas… hacer una ley en una situación de pandemia, por la puerta de atrás, el PAR lo rechaza de pleno", ha subrayado.

Las enmiendas

En cuanto a las enmiendas, Sánchez-Garnica ha explicado que algunas hacen referencia a aquellos aspectos que más controversia han levantado, pero que también han incluido alguna que corrige errores de redacción.

Así, los regionalistas han presentado una enmienda para que la redacción de la ley vuelva al texto original de 2020 sobre la enseñanza del castellano, "siempre teniendo presente la mejora del rendimiento educativo de los alumnos", ya que los alumnos de comunidades autónomas con lengua cooficial "tienen la suerte de aprender dos lenguas más otra extranjera".

En su opinión, es una pena que esos alumnos no salgan del sistema educativo habiendo aprendido tres lenguas "por una cuestión identitaria".

De este modo, plantean que el texto recoja que "el castellano y las lenguas cooficiales tienen la consideración de lenguas vehiculares, de acuerdo con la normativa aplicable".

También enmiendan la elección de la Alta Inspección Educativa que, a su juicio, debe ser por oposición y "no a dedo", como ocurre desde el año 1985. "¿Queremos inspectores politizados o técnicos? Optamos por los técnicos", ha subrayado. También presentamos enmiendas para que se reduzca las ratios en Infantil y Primaria, de 25 a 20, y en Secundaria, de 30 a 25, para "mantener" los puestos de trabajo y la escuela en el medio rural, y para que, en Secundaria, se mantenga la asignatura de Ética, "que piden muchos sectores".

En cuanto a la elección de centros, el PAR considera que debe realizarse “en los términos de Aragón, donde prácticamente el 100% de los padres escolariza a sus hijos en el centro que elige”, y en cuanto a la educación especial, apuestan por una educación inclusiva, pero consideran necesario que se garantice la supervivencia de los centros especiales, ya que hay alumnos que “los necesitan”.

Sobre la Formación Profesional, Sánchez-Garnica ha denunciado que se pretende “eliminar” la figura de los profesores técnicos, que son los que llevan el peso de la formación práctica. En su opinión, con el cambio que se pretende incluir, se “devalúa” la Formación Profesional y se “teoriza”. Además, propone que se vaya “igualando” su sueldo.

“Estas son las de mayor calado, pero hay otras que corrigen textos mal redactados, por ser un copia y pega”, ha concluido.

Comentarios